°C -
|

La Jornada

Últimas noticias
Anuncio
Anuncio

México, SA

25 de junio de 2024 08:24

La derecha autóctona no pudo, fallaron todas sus campañas sucias, por lo que ahora entra en acción el equipo de refuerzo, los gringos. El tema es lo de menos, porque si de golpear se trata, ha recorrido todos de la A a la Z, pues lo importante para ella y sus asociados es hacer escándalo. Como aquí ya se calmaron las aguas electorales (aunque Xóchitl padece de verborrea), lo relevante es agitar, meter miedo con pronósticos catastróficos. De plano, no tiene remedio.

Lo anterior viene a colación porque en la mañanera de ayer el presidente López Obrador mencionó varios asuntos en los que la derecha y los gringos quieren meter la mano hasta el fondo. De hecho, la semana pasada la DEA quiso hacer ruido con el tema de la reforma constitucional al Poder Judicial de la Federación. Como en tantas otras ocasiones, no pasó de la provocación, pero insisten.

Entonces, quien ahora pretende hacer escándalo es Mike Pompeo, ex secretario estadunidense de Estado y ex director de la CIA con Donald Trump (lo que ya da una idea de qué tipo de bicho se trata). Asegura que los cambios constitucionales y políticos esperados en México podrían provocar un desastre, alterarán la relación bilateral con Estados Unidos, desencadenarán caos en la frontera y probablemente iniciarán una guerra comercial; el resultado será el estancamiento económico en México; sólo se beneficiarán los cárteles que introducen veneno en ambas naciones. Y se quedó tan tranquilo.

Ante tal barbaridad, el mandatario mexicano reviró: los gringos están muy mal acostumbrados, con todo respeto, a meter las narices en otras partes, y entendemos la circunstancia de lo que se está viviendo en Estados Unidos; va a haber elecciones en noviembre en aquel país y está la campaña; entonces, hay acusaciones mutuas y todo mundo opina. Cada vez que hay elecciones se desbordan las pasiones; se quedaron anclados en la época de la doctrina Monroe; hay una corriente muy intervencionista, pero pues lamentablemente, no se les quita.

Por eso opina el ex secretario de Estado, subrayó López Obrador: “No es un asunto personal. Sencillamente Pompeo estudió en una escuela en donde la formación tiene que ver con buscar resolver todo con el uso de la fuerza… Y aunque estamos viviendo nuevos tiempos y hay muy buen entendimiento, todavía tenemos que padecer de ese intervencionismo, que yo siento que poco a poco se va a ir desvaneciendo en la medida en que el gobierno en México no sea un gobierno entreguista y haga valer que México es un país independiente, soberano, libre, no una colonia ni un protectorado de ningún país extranjero”.

Otro tema fue el de los inspectores gringos en tierras aguacateras. Fue un incidente; había una protesta de policías. Parece que quisieron pasar, no los dejaron, se hicieron de palabras y a partir de ahí decidió el gobierno estadunidense, la Secretaría de Agricultura, detener lo de las exportaciones de aguacate. Pedimos al gobierno de Estados Unidos, primero, que no actuaran de manera unilateral. Llevamos muy buenas relaciones, estamos trabajando de manera conjunta, y no es ese el modito. ¿Para qué tanta prepotencia? ¿Para qué tanto hacerse sentir, si podíamos hablar y evitar el que detuvieran la exportación? Afortunadamente ya se está atendiendo.

El presidente López Obrador también se refirió al nado sincronizado de algunos de los medios derechosos por los tres apagones registrados en mayo pasado: crisis eléctricala crisis eléctrica ya nos alcanzóel apagón masivo revela las vulnerabilidades del sistema eléctricocrisis energética en México por falta de inversión en producción y distribución: Coparmexsegunda ola de calor derrite al sistema eléctrico nacional; entra en estado de emergenciacapacidad en generación eléctrica no crece al ritmo que necesita el país, y así por el estilo.

El mandatario cerró su comentario con lo siguiente: lo que llama mucho la atención es que sobre el tema, en mayo, hubo 4 mil 251 notas sobre el sistema eléctrico, 23 días antes de la elección presidencial; cero positivas; uno por ciento neutrales, 99 por ciento en contra. Sí tienen los medios que hacer una revisión del manejo tendencioso de la información; pero con todo, y así hay otros casos, no les funcionó.

Las rebanadas del pastel

La caja registradora del SAT no deja de tintinear: con la continuidad del programa de fiscalización a grandes contribuyentes, de enero a mayo de 2024 se recaudaron 359 mil 25 millones de pesos, lo que representa 261 mil 563 millones de pesos más que en el mismo periodo del año pasado.

X: @cafevega

 
 

México SA

UNAM repite la historia. Fuera, 90% de aspirantes. Urge ampliar su capacidad.

Los de abajo

Unidos en la defensa del agua.

México SA

Poder Judicial cubre a evasores.
Anuncio