Política
Ver día anteriorSábado 18 de junio de 2016Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

En Chiapas, los de arriba pierden la guerra mediática

La reforma de la SEP, un programa de ajuste de personal, dice el EZLN
Corresponsal
Periódico La Jornada
Sábado 18 de junio de 2016, p. 3

San Cristóbal de Las Casas, Chis.

El subcomandante Galeano, antes Marcos, afirmó que, al menos en Chiapas, los de arriba están perdiendo la guerra mediática, pues hemos visto a familias enteras, en el medio rural y el urbano, apoyar al magisterio, que desde el 15 de mayo está en paro de labores para exigir al gobierno federal la abrogación de la reforma educativa y la apertura de una mesa de diálogo con la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE).

Expresó: al parecer, la descomunal campaña mediática en contra del magisterio ha fracasado, ya que el movimiento de resistencia contra la reforma educativa se ha convertido en un espejo para cada vez más gente-gente, es decir, no de organizaciones sociales y políticas, sino gente común.

A más de tres años de que se promulgara la presunta reforma educativa, el titular de la Secretaría de Educación Pública, Aurelio Nuño Mayer, todavía no puede presentar algún argumento educativo, así sea mínimo, a favor de su programa de ajuste de personal.

Sus argumentos, abundó, han sido, hasta ahora, los mismos de cualquier capataz de la época porfirista: gritos, golpes, amenazas, despidos, encarcelamientos. Los mismos que emplearía cualquier triste y gris aspirante a policía posmoderno.

En un documento titulado Apunte sobre la guerra contra el magisterio en resistencia: (La Hora del Policía 3), Del cuaderno de apuntes del Gato-perro, que firma como Miau-Guau, expuso que “cada vez más son las familias que socorren a [email protected] [email protected], los apoyan para sus viajes y marchas, se angustian cuando son [email protected], les ofrecen alimentos, bebidas y refugio.

“Como si se hubiera despertado un sentimiento colectivo de urgencia ante la tragedia que viene. Como si cada golpe de tolete, cada bomba de gas, cada bala de goma, cada orden de aprehensión, fueran consignas elocuentes: ‘hoy la ataco a ella, a él; mañana iré por ti’. Tal vez por eso, detrás de cada maestro hay familias enteras que simpatizan con su causa y con su lucha”.

Se preguntó Galeano: “¿Por qué? ¿Por qué un movimiento que ha sido ferozmente atacado por todos los frentes sigue creciendo? ¿Por qué, si son vándalos, holgazanes, terroristas, corruptos, opositores-al-progreso, mucha gente de abajo, no poca de en medio, y hasta alguna de arriba, saluda, así sea a veces en silencio, al magisterio que defiende lo que cualquier persona defendería?”

(Texto completo en La Jornada en línea).