Opinión
Ver día anteriorMiércoles 13 de marzo de 2013Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio
 
Dinero

Sólo un raspón a los poderes fácticos

Urgen tarifas radicalmente disminuidas

Dólares baratos

L

os poderes fácticos llegaron a temer algo peor; seguramente respiraron tranquilos ahora que finalmente fue dado a conocer el proyecto de legislación de telecomunicaciones que presentó el presidente Peña Nieto, con el aval del Pacto por México. Empresas como América Móvil (Telcel y Telmex) y Televisa no serán forzadas a una desarticulación radical de sus divisiones, como ha ocurrido en países donde se ha actuado a fondo contra los monopolios. Un nuevo organismo burocrático –supuestamente bien dotado con ‘‘dientes’’– resolverá la eventual desincorporación de algunos activos en mercados donde tengan una participación dominante superior a 50 por ciento. Telmex controla 80 por ciento de la telefonía fija; Telcel, entre 70 y 75 por ciento de los celulares e Internet, y Televisa, 70 por ciento de la tv abierta. Comparativamente, la compañía más grande de Estados Unidos, AT&T, controla 20 por ciento en telefonía fija y 16 de la celular. En este último mercado, el más productivo y creciente, debe competir con Verizon, Sprint, T-Mobile, Cricket, US-Cellular, MetroPCS, Virgin Mobile, Boost Mobile, TracPhone y Liberty Wireless. Por otro lado, en Internet son incontables los proveedores. En televisión, las grandes cadenas poseen un rating inferior a 30 por ciento cada una: CBS, NBC y ABC. Si Carlos Slim y Emilio Azcárraga tienen seguro 50 por ciento de sus respectivos mercados pueden dormir tranquilos; quizá se verán forzados a competir más, y en su peor escenario, a ganar menos, pero continuarán siendo poderes fácticos. Las probables desincorporaciones las decidirá un nuevo instituto burocrático, y ya sabemos cómo se las gastan. La Comisión Federal de Competencia en una ocasión decretó una multa de mil millones de dólares al Grupo Slim y luego metió reversa; es uno de los sucesos más sobresalientes del anecdotario del sospechosismo nacional. Sólo faltaría para indocumentar nuestra confianza que sus integrantes, y también los de Cofetel –con los líos de Mony de Swaan en el manejo de contratos–, vayan a pasar a formar parte del futuro organismo. Y, por último, está el recurso de las letras chiquitas de los reglamentos, que a veces modifican y son más efectivas que las letras grandotas de la Constitución.

El reparto del poder y los recursos

Por el lado del gobierno, en la distribución de poder y recursos que está llevando a cabo el PRI en su rencarnación, Peña Nieto sale con una buena ganancia, primero en imagen; le puso al gato un cascabel que no se atrevieron ni Fox ni Calderón. Habrá espacios en televisión y radio para que entren nuevos jugadores, probablemente de su grupo cercano. El valor del mercado de las telecomunicaciones de México es de 30 mil millones de dólares. Hay para todos, y los neopriístas, dicen los que saben, quieren su rebanada del pastel.

¿Y los consumidores, apá?

Todos contentos, pues, con el reformón de las telecomunicaciones, menos los consumidores, porque no ven claro qué ganaron o qué ganarán. Fuera de México, cruzando la frontera de Estados Unidos, con mil pesos al mes un proveedor de telefonía celular da lo siguiente: 450 minutos de tiempo aire entre lunes y viernes de 7 de la mañana a las 7 de la noche, incluyendo larga distancia nacional y roaming. El servicio nocturno es gratuito, también lo es sábado y domingo. Acceso a Internet ilimitado, en algunas regiones con red de última generación, la 4G. Puede consumir un mega, un giga, 10 gigas o 100 gigas al mes y no le van a cobrar más. Mensajes de texto sin límite y servicios como GPS, identificador de llamadas, voicemail y otros, todo incluido. ¿Cuánto tendría que pagar por lo mismo un consumidor mexicano? Ninguna compañía tiene un paquete así, hay que pagar los servicios adicionales aparte. Pregunten por favor, tal vez la cotización llegue a 15 mil o 20 mil pesos mensuales, todo depende del consumo de la red de datos. También la televisión de paga es muy cara. Un paquete triple play con teléfono fijo, 120 canales de televisión por cable e Internet cuesta menos de mil pesos mensuales. Eso explica por qué los concesionarios mexicanos figuran entre los personajes más ricos del mundo. Para que la reforma tenga significado para nuestros consumidores debe comenzar por las tarifas, radicalmente reducidas.

Dólares baratos

Parece que estuvieran en barata. Los dólares se cotizaron ayer a $12.46 en Banamex –para los buenos clientes el precio todavía es mejor– y en algunas casas de cambio de la frontera llegó increíblemente a $12.00.

[email protected] Populi

Asunto: SOS Infonavit

Tengo una casa en el fraccionamiento Ex Hacienda Catano, en Oaxaca; mi crédito es del Infonavit. La ayuda que le solicito es para orientarme sobre a quién me puedo dirigir para solicitar mi restructura. Ya he agotado todo lo posible para conservar la vivienda, pero me dijo un licenciado del despacho Acse, que ya no se puede hacer nada y que tengo que entregar la casa en la primera semana de abril. Es mi patrimonio, yo estoy sola, ya que mi pareja murió hace un año.

Maritza Arias/Oaxaca

R: ¡Chispas! El tiempo ya está encima. Voy a ponerte en contacto con el director general del instituto, Alejandro Murat.

Twitter

Ya se presentó la #Reforma de Telecomunicaciones. Tiempo de grandes retos y también de oportunidades. Bienvenida la competencia.

Emilio Azcárraga @eazcarraga

Saludo y aplaudo la inédita y valiente iniciativa en telecomunicaciones, que sin duda será para beneficio de México.

Joaquín Vargas G. @JoaquínVargasG

A ver, resumiendo. Fumata negra: no tenemos Papa. Fumata blanca: tenemos Papa. Fumata multicolor: tenemos un problema.

@GranMiliki

Twitter: @galvanochoa

Facebook: @galvanochoa

www.elforomexico.com