Critica rector de la UIA polarización entre sociedad mexicana

Compartir en Facebook Compartir en Whatsapp

Ciudad de México. El rector de la Universidad Iberoamericana (UIA), David Fernández Dávalos, criticó la polarización en que se encuentra desde hace tiempo la sociedad mexicana, y dijo que es una “pésima noticia” que se pretenda gobernar desde una visión de buenos y malos, de ricos y pobres, de chairos y fifis.

“Es una confrontación que no sólo no nos gusta; sino que, como sociólogo, percibo ideologizada, mentirosa y de un extremo peligro: no propone, en realidad, nuevos caminos, sino sólo amplía todavía más la brecha y grieta sociales”, señaló.

Al emitir un mensaje con motivo de un sexto y último informe de gestión al frente de esa casa de estudio, el también religioso jesuita expuso que la injusticia social, la pobreza, la exclusión, el sexismo, la desigualdad, la corrupción, la depredación del medio ambiente, son realidades lacerantes que interpelan a la sociedad en su conjunto.

En el mensaje transmitido de manera virtual, donde primero habló como como funcionario universitario y luego como religioso de la Compañia de Jesús, Fernández Dávalos pidió a la comunidad universitaria que como gente de la Ibero, “no podemos situarnos en ninguno de los polos artificiales que se ha construido, no podemos hacer que esta división sea más profunda, o que se convierta en realidad verdadera”. Por el contrario, se debe impulsar una comprensión de la realidad social compleja.

Recordó que durante su rectorado, en este contexto de polarización, ocurrió el giro en la conducción política del país. Hoy, dijo, lo que hay es una confrontación peligrosa entre quienes deseamos un genuino cambio de rumbo para avanzar hacia una mayor justicia y democracia, entre quienes defienden privilegios injustos construidos antaño, y aquellos otros que, a pesar de su retórica humanista, sólo profundizan la confrontación y marcan campos polares en una realidad nacional mucho más rica y compleja que simplemente compuesta por conservadores y progresistas, por reaccionarios y revolucionarios.

En un mensaje de casi una hora, el rector saliente de la UIA -su sucesor, también jesuita, Saúl Cuautle Quecho, tomará posesión formalmente el próximo viernes- dijo que por eso no se puede aceptar estar divididos entre quienes pueden entrar a la Ibero por su capacidad económica y quienes no, entre quienes están conectados a Internet y aquellos que no tienen esa posibilidad.

“Aspiramos a ser hermanos y hermanas, todos reconciliados en virtud de la realización de la justicia plena. Y eso, es urgente que lo entienda este gobierno”, señaló el rector Fernández Dávalos.

Explicó que durante su rectorado, privilegió cuatro ejes principales, entre los cuales estuvo que la realidad de la sociedad estuviera presente en las aulas, que la voz de la institución se escuchara más allá de sus muros, y que tuviera mayor injerencia en la sociedad, además de promover en la institución una mayor inclusión.

En el inicio de su mensaje se refirió al reto que implicó la pandemia del Covid-19, que nos arrebató -dijo- la cotidianidad y obligó a la institución, entre muchas otras cosas, a migrar de manera masiva a la virtualidad de las clases, logrando que se mantuvieran y superando todas las expectativas.

No obstante, informó que la "matrícula histórica" del semestre de Otoño, que va iniciando, es semejante a la del año pasado, en una circunstancia extremadamente difícil para el país y las familias. Esto es un logro indudable, dijo.

“La virtualidad no es lo nuestro. Lo propio de nuestra Universidad es más bien el encuentro cara a cara, ése que transforma a las personas, pero, obligados por las circunstancias, echamos mano de todo lo que nos ayude a llevar adelante nuestra misión”, señaló el rector de la UIA.

 

Últimas noticias