Aprieta la IP cabildeo contra etiquetado a productos ‘chatarra’

Compartir en Facebook Compartir en Whatsapp

Ciudad de México. Productores de alimentos procesados con alto contenido de grasas poliinsaturadas y azúcares pretende echar abajo el dictamen aprobado por la Comisión de Salud de la Cámara de Diputados, por el cual se etiquetarían la llamada comida chatarra y las bebidas elaboradas con edulcorantes, con la leyenda de losriesgos implícitos en su ingesta. Los empresarios aspiraban a que la intervención de la secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, contribuyera a su propósito.

La propuesta de reforma a la Ley General de Salud considera advertir a los consumidores de los riesgos inminentes a la salud por el consumo de esos productos, postulado que contraviene el creciente cabildeo del Consejo Mexicano de la Industria de Productos de Consumo (ConMéxico), del Consejo Coordinador Empresarial (CCE) y empresas como Femsa.

En este marco, legisladores, funcionarios federales e integrantes de la iniciativa privada se reu-nieron ayer en la Secretaría de Gobernación (SG) para discutir el tema. Al salir del encuentro, la diputada Miroslava Sánchez dijo que el etiquetado va y que el acuerdo fue ir todos en la misma dirección. Diputados de Morena, PRI y PAN, pertenecientes a la Comisión de Salud, ratificaron el despliegue de un importante cabildeo de despachos dedicados a convencerlos de no respaldar la iniciativa que pretende reducir el consumo de comida chatarra y bebidas azucaradas, cuyas consecuencias para la salud pública comienzan a ser catastróficas.

El cabildeo de los empresarios lo encabeza el dirigente de ConMéxico, Jaime Zabludovsky, quien consiguió que Sánchez Cordero citara ayer a una reunión urgente a diputados de la comisión legislativa y los empresarios que se niegan a que sus productos sean rotulados.

Y es que permitir la etiquetación preventiva –en la opinión de los empresarios–, llevaría a que el siguiente paso sea que la Comisión de Hacienda aplique en la Ley de Ingresos 2020 un incremento al Impuesto Especial sobre Producción y Servicios (IEPS) al pan procesado, papas fritas, pastelillos, agua azucarada, jugos concentrados, yogures, refrescos de sabores diversos, entre otros.

Tras la reunión celebrada en la SG, la legisladora Miroslava Sánchez comentó que los empresarios no están de acuerdo en que haya cambios legales, sino que se adopte únicamente la difusión de la información a la que hace referencia la norma mexicana del etiquetado.

Sánchez Cordero encabezó la cita, al término de la cual los asistentes debieron salir a prisa en medio de un aguacero y también porque un grupo del Sindicato Mexicano de Electricistas amenazó con cerrar todos los accesos de la dependencia.

Por parte del gobierno federal asistió el subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell, además de diputados de Morena, PRI, PVEM, PRD, PAN y MC.

Antes de entrar al Palacio de Cobián, el presidente de la Junta de Coordinación Politica de la Cámara de Diputados, Mario Delgado, advirtió que seguirán adelante en la aprobación del citado ordenamiento, pues la industria ha sido irresponsable ante el problema de la obesidad en el país.

 
 
 
 

Últimas noticias