Votaciones con rigor sanitario para elegir alcaldes en Hidalgo

Compartir en Facebook Compartir en Whatsapp

Pachuca, Hgo. A las 8 de la mañana de este domingo dio inicio el proceso electoral en el que un total de dos millones 186 mil 338 hidalguenses están llamados a votar para elegir alcaldes, síndicos y regidores de 84 municipios.

Este ha sido calificado por Guillermina Vázquez Benítez, presidenta consejera del Instituto Estatal Electoral de Hidalgo (IEEH) como un proceso “especial” por ser el primero en realizarse en México bajo el contexto de la pandemia del Covid-19 y sobre todo por las estrictas medidas de limpieza y sanidad que se han tenido que poner en práctica para evitar posibles contagios.

La reanudación de la sesión del Consejo General del IEHH fue a las 7 de la mañana con 4 minutos con un pronunciamiento de Vázquez Benítez.

En esta, el Partido Verde Ecologista de México (PVEM) el partido local Podemos dieron a conocer los primeros dos incidentes durante la instalación de casillas electorales.

El PVEM denunció que aproximadamente a las 8:40 de la mañana en la casilla 208 básica ubicada en el municipio de Atotonilco de Tula no se había permitido el acceso a los representantes de ese instituto político y que en las casillas 503 y 519, en Huichapan, no aparecía los nombres de los representantes acreditados.

Podemos denunció que las casillas ubicadas en la sección 252 de Villas de Pachuca no habían sido instaladas por la ausencia de funcionarios y que en centros de votación de Tianguistengo, no se les permitía el acceso a los representantes de ese partido.

Horas antes del inicio de la instalación de las 3 mil 874 casillas electorales, más otras 40 electrónicas, hubo sucedieron varios incidentes relacionados a los comicios, en diversos puntos del estado.

Rafael Sánchez, representante del Partido Acción Nacional (PAN) ante el Consejo General del IEEH señaló que en las últimas horas los candidatos de Morena en los municipios de Tula y de Tezontepec de Aldama habían incurrido en la compra anticipada de votos, cuyas pruebas han sido ingresadas en diversos procedimientos interpuestos ante las autoridades electorales.

El sábado, la diputada local de Morena, Doralicia Martínez dio a conocer que un supuesto grupo armado se había introducido a su casa ubicada en el municipio de Huautla, en pleno corazón de la Huasteca, para intimidarla tanto a ella como a un grupo de votantes.

La supuesta irrupción motivó que Citlalli Hernández, virtual ganadora de la Secretaría General de Morena, manifestara su solidaridad con Doralicia a través de sus cuentas de redes sociales.

“Mi solidaridad con la diputada Doralicia Martínez. Los actos de violencia que están suscitando en Hidalgo son los estertores del viejo régimen. Gobernador Omar Fayad lo exhorto a generar condiciones propicias para que mañana la ciudadanía ejerza su derecho libremente y en paz”, escribió en Twitter Citlalli quien anunció que se presentará en las próximas horas en la entidad.

La madrugada del mismo sábado la diputada federal de Morena Simey Olvera fue retenida en por vecinos del poblado de Texcaltepec, municipio de Chilcuautla, ante las sospechas de que pretendía comprar votos, lo cual al final no se pudo comprobar.

El partido local Podemos denunció que a través de publicaciones difundidas por redes sociales se estaba informando falsamente que había sustituciones de última hora en candidaturas a presidente municipal de varias localidades, lo cual desmintió tras señalar que se trataba de “una maniobra encaminada a desalentar a sus simpatizantes”.

En Tlanchinol, municipio ubicado en la Sierra Hidalguense, habitantes de la localidad de Tierra Colorada retuvieron a un individuo que se identificó como Jorge Rangel a quien acusaron de coaccionar el voto a través del ofrecimiento de dinero en efectivo.

Últimas noticias