Acuerda la UE plan de rescate económico por 500 mil mde

Compartir en Facebook Compartir en Whatsapp

Bruselas. Los ministros de Finanzas de la Unión Europea (UE) acordaron ayer un apoyo de 500 mil millones de euros (para sus economías golpeadas por el coronavirus), después de semanas de disputas que revelaron dolorosas divisiones dentro de un bloque que se encamina a una dura recesión.

Concretamente, la respuesta común europea tiene tres ejes: hasta 240 mil millones de préstamos del fondo de emergencias de la zona euro, un fondo de garantías de 200 mil millones de euros para las empresas y hasta 100 mil millones de euros para los programas de desempleo parcial.

Alemania y Francia levantaron la voz para poner fin a la oposición de los Países Bajos, que buscaban fijar condiciones económicas para los créditos de emergencia, y después dar garantías a Italia de que el bloque mostraría solidaridad.

Pero el acuerdo no menciona la emisión conjunta de deuda para financiar la recuperación, algo por lo que Italia, Francia y España han abogado, pero que no es aceptable para Alemania, los Países Bajos, Finlandia y Austria.

A los 27 líderes nacionales del bloque sólo se les pregunta si deben usarse instrumentos financieros innovadores.

El ministro de Finanzas francés, Bruno Le Maire, dijo que Europa ha acordado el plan económico más importante de su historia.

El primer ministro italiano, Giuseppe Conte, advirtió ayer en la mañana que la existencia misma de la UE se vería amenazada si no podía unirse para combatir la pandemia.

Durante semanas, los estados miembros de la UE han trabajado por presentar un frente unido frente a la pandemia, discutiendo por dinero, equipo médico y medicinas, restricciones fronterizas y restricciones comerciales, en conversaciones que pusieron al descubierto amargas divisiones.

La pandemia provocará la peor caída económica desde la Gran Depresión, de 1929, alertó la directora gerente del Fondo Monetario Internacional, Kristalina Georgieva.

Decenas de miles de trabajadores independientes de Europa se quedaron sin empleo de la noche a la mañana debido al confinamiento, los cierres de los comercios y la cancelación de actos para frenar la propagación de la pandemia.

En Nueva York, el Consejo de Seguridad de la Organización de Naciones Unidas (ONU) se reunió a puertas cerradas y en videoconferencia para abordar por primera vez la pandemia.

El secretario general de la ONU, António Guterres, subrayó que es el momento de la unidad, y no de las críticas, después de que el presidente estadunidense, Donald Trump, censuró la gestión de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Horas antes, el secretario advirtió que cerca de 60 por ciento de las mujeres en el mundo trabajan en la economía informal, ganando menos, ahorrando menos, por lo que tienen más riesgo de caer en la pobreza a raíz de la pandemia.

La alta comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, advirtió ayer contra las restricciones a las libertades fundamentales aplicadas en algunos países con la excusa de combatir la pandemia de coronavirus.

A escala global hay un millón 595 mil 350 contagiados, 95 mil 455 muertos y 353 mil 455 recuperados en más de 190 países o territorios, de acuerdo con el conteo realizado por especialistas de la Universidad Johns Hopkins.

Desde Roma, Conte advirtió a la UE sobre el riesgo de fracaso ante la crisis del coronavirus, el mayor desafío desde la Segunda Guerra Mundial, y anunció que su gobierno empezará a relajar el confinamiento social a finales de abril.

En una buena noticia en la península, que lleva 18 mil 279 muertes y 143 mil 626 casos, se informó de la recuperación de Ada Zanusso, de 104 años y residente en un geriátrico de Lessona; la mujer dijo que el valor, la fortaleza y la fe le ayudaron a sanar.

En Ámsterdam, Cornelia Ras también sobrevivió al Covid-19 a sus 107 años, por lo que probablemente es la persona de mayor edad en el mundo que se recupera, informó el periódico holandés AD.

En el sur de Francia, en las aguas del Mediterráneo, una patrulla marítima grabó a un grupo de ballenas, otro ejemplo de que los animales silvestres deambulan más libremente mientras las personas están confinadas.

Liberados de sus departamentos tras una cuarentena de dos meses y medio, los residentes de la ciudad china de Wuhan –donde comenzó la pandemia en diciembre pasado– cautelosamente vuelven a hacer compras y pasear por las calles.

En las oficinas se requiere que los visitantes muestren una aplicación de sus celulares que vigiladas su salud para dejarlos pasar. La identificación y el rastreo de infectados puede impactar de manera negativa en la vida privada de los ciudadanos, advirtió la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa.

Los gatos y los perros, cuya carne es consumida en China, fueron excluidos por primera vez de una lista oficial de animales comestibles, que debe ser objeto de una reglamentación.

Últimas noticias