PRI, dispuesto a renunciar a financiamiento ante crisis por Covid-19

Compartir en Facebook Compartir en Whatsapp

Ciudad de México. La dirigencia nacional del Partido Revolucionario Institucional (PRI) anunció esta noche que está dispuesta a renunciar a su financiamiento de cuatro meses, si los recursos no son manejados por el gobierno federal, sino enviados a un fideicomiso que administre la sociedad civil.

El monto sería equivalente a 298.6 millones de pesos y, en un comunicado, sostuvo que es un partido “solidario con el pueblo mexicano y lo será una vez más, ante las graves crisis sanitaria y económica”.

Resaltó que la emergencia sanitaria por el coronavirus requiere que instituciones públicas y privadas contribuyan con recursos para apuntalar nuestro descuidado sistema de salud.

“Por ello, el PRI propone reasignar a la mitad su financiamiento público durante los 4 meses que dure la contingencia”, así como a ceder la totalidad de sus tiempos ordinarios de radio y televisión.

Cuestionó “la insensibilidad del gobierno federal con la población” porque, sostuvo, “busca llevar a cabo sus obras faraónicas, que no son una prioridad para el país”.

También consideró que “no se pueden ceder más espacios a la confrontación, a los caprichos personales y a proyectos de obras que bien pueden ser postergadas, cuando millones de mexicanos, en este momento, no saben qué pasará con su salud o con sus ingresos”.

El tricolor planteó tres puntos para garantizar recursos que se destinen a la población afectada.

Primero, que la Secretaría de Hacienda y Crédito Público y la Tesorería de la Federación firmen un convenio con el Instituto Nacional Electoral (INE) y los partidos políticos que quieran aportar recursos de su financiamiento, en el que aseguren que los fondos y recursos obtenidos se destinen a un fideicomiso.

Éste tendría como propósito financiar compra de equipo y material para realizar pruebas; abastecer medicinas para la prevención y cura del coronavirus; adquirir equipo e infraestructura médica, como respiradores y unidades de cuidado intensivo; y contratar y capacitar personal médico.

En segundo lugar, que por cada peso y/o espot que aporten los partidos políticos, Hacienda hará una contribución paritaria al citado fideicomiso.

Y que el fideicomiso sea administrado por la sociedad civil -cuyos integrantes sean nombrados por el Consejo General del INE-, para garantizar que los recursos se destinen sólo al fin para el cual fueron otorgados.

 

Últimas noticias