Con el programa VoyxMex, empresarios apoyarán a deportistas rumbo a JO

Compartir en Facebook Compartir en Whatsapp

Ciudad de México. El Comité Olímpico Mexicano (COM) presentó el programa VoyxMex, un impulso de empresarios al deporte nacional, en el que los llamados padrinos olímpicos iniciarán con apoyos a los atletas clasificados a Tokio 2020, de 20 mil pesos mensuales durante 10 meses, y después sumarán a más deportistas de alto rendimiento que lo requieran, convencionales y paralímpicos, además de brindarles estudios en universidades privadas y públicas.

Carlos Padilla, titular del COM, resaltó que ante el gran reto de los Juegos Olímpicos y Paralímpicos de Tokio 2020, es necesario sumar esfuerzos, como este recurso complementario de los empresarios, en su mayoría norteños, encabezados por un banco mexicano.

Tenemos que buscar estrategias, no solamente de unidad y fortalecimiento a nuestros deportistas, sino que estrategias que les permitan tener una solvencia económica, estabilidad y tranquilidad para poder sumar los recursos que ya tienen, que no suple el programa de VoyxMex, que es un apoyo complementario para sus becas, tanto de los gobiernos estatales, del gobierno federal y, en algunos casos, hasta de los gobiernos municipales, asentó Padilla Becerra, al resaltar a los empresarios mexicanos por su visión y compromiso.

Precisó que este respaldo, sin burocracia, es sólo una de las iniciativas del COM ante la necesidad de hacerse de recursos propios, luego de que la Comisión Nacional de Cultura Física y Deporte le negó todo apoyo económico para su operación. Y adelantó que en próximos días será presentada la estrategia económica del COM rumbo a Tokio, también soportada por la iniciativa privada.

Lograr metas

El empresario Paulino Decanini estableció que “es un programa muy ambicioso; se trata de resolver de fondo la necesidad o la característica que requiere un atleta de alto rendimiento, de darle el apoyo que requiere para poder lograr las metas que ellos se plantean.

Esto ha sido gracias a la apertura del COM para permitir que podamos participar. Hay muchos empresarios mexicanos comprometidos con México que les gustaría participar, y muchas veces es difícil encontrar los vehículos necesarios, anotó Decanini.

El programa VoyxMex no brindará a los empresarios ningún beneficio hacendario, como tampoco genera obligación alguna a promocionarse como patrocinador de la delegación olímpica rumbo a Tokio.

Es una iniciativa independiente, recalcó Decanini, y explicó que el programa tendrá tres componentes o fases. “Uno de ellos es el padrino olímpico, que tendrá el compromiso de establecer una beca para el deportista de alto rendimiento; es lamentable la estadística de que por cada deportista mexicano que llega a una olimpiada, hay ocho o nueve que se quedan en el camino por falta de apoyos económicos.

Se trata de no perder ese talento y poner a México en el lugar donde debe de estar en el concierto internacional, anotó.

Padilla Becerra comentó después que la expectativa de la delegación es al menos igualar las cinco preseas de Río 2016 (tres platas y dos bronces), aunque se mostró convencido de que esa cuota será superada.

El segundo componente, señaló Decanini, es el mentor olímpico, el que integran los proveedores de una aseguradora que impulsará a los atletas en estudios universitarios, y la tercera fase será la garantía de un entorno laboral para desarrollar sus habilidades, lo que resulta difícil para la mayoría de los deportistas cuando se retiran, pues durante años se concentraron sólo en su preparación.

Jesús Muguerza, director de Famsa, destacó que “este programa no se trata de partes individuales, sino de sumar. Sí importa el resultado, pero dejar el corazón en la cancha es lo que cuenta, lo que queremos es mujeres y hombres de bien en el futuro.

Les haremos llegar el recurso sin burocracia, subrayó el banquero.

El lanzador Diego del Real, uno de los primeros 21 atletas que serán beneficiados a partir de este mes, señaló que es una iniciativa benéfica en momentos que las administraciones del deporte están polarizadas.

Por otra parte, Padilla consideró vergonzosa la suspensión de la Asociación Deportiva Mexicana de Basquetbol por incumplir con su registro ante la Federación Internacional, luego de una asamblea impugnada por la mayoría de asociaciones, en la que fue elegida Xóchitl Lagarda. Quedar suspendidos nos marca frente a otros países. El basquetbol merece todo el apoyo, es muy popular, se practica en todo el país. Es necesario retomar el camino; no hay que ver a quién culpamos, sino tratar de ver cómo sacamos del hoyo al basquetbol.

Últimas noticias