Cronología del vuelo de Evo Morales de Bolivia a México

Compartir en Facebook Compartir en Whatsapp

Cudad de México. El canciller Marcelo Ebrard hizo hoy un relato detallado del tenso viaje que emprendió hacia México el lunes por la noche el ex presidente boliviano, Evo Morales.

De acuerdo con el relato de Ebrard, la aeronave Gulfstream 550, matrícula XC-LOK y número de registro 3916, de la Fuerza Aérea Mexicana (FAM), salió a Bolivia a recoger a Morales, por instrucciones del presidente Andrés Manuel  López Obrador.

El canciller hizo a continuación esta relación de hechos:

-El avión aterriza en Lima. Tiene que esperar la autorización para entrar a Bolivia, donde “no se sabe quién decide qué”

-Autoridades bolivianas autorizan la entrada y el avión despega

-En el espacio aéreo de Bolivia, el avión recibe el aviso de que el permiso que tiene para entrar en el país ya no es válido. La nave regresa a Lima

-Más horas de espera en Lima para recibir la autorización. Intervienen la embajadora mexicana, María Teresa Mercado; el subsecretario Maximiliano Reyes y el propio Ebrard.

-El Comando de la Fuerza Aérea de Bolivia otorga el permiso de entrada, “lo cual también dice quién tiene el poder” en ese país.

-La nave llega al aeropuerto boliviano donde esperaba Morales. La ruta prevista de regreso era la misma del viaje de ida, a la inversa: a Lima, para recargar combustible y luego aguas internacionales hasta México.

-Hacia las 19.30 horas del lunes (hora mexicana), la cancillería peruana informa que “por valoraciones políticas” se suspendía la escala en Lima.

-Surge una tensa situación: alrededor del aeropuerto donde estaba Morales se había reunido una multitud de sus seguidores; dentro de la terminal había elementos de las fuerzas armadas. Fue un momento “de los de mayor tensión”. Mientras se buscaba un “plan B” se pudo haber dado “una situación muy difícil en el aeropuerto, ya estando Evo Morales a bordo del avión de la Fuerza Aérea Mexicana”

-Ebrard habla con el canciller paraguayo Antonio Rivas para buscarle una salida al avión. Al mismo tiempo, el presidente electo argentino, Alberto Fernández, hace la misma gestión con el mandatario de Paraguay, Mario Abdo Benítez.

-Rivas informa que Paraguay acepta el aterrizaje del avión en Asunción. El canciller dice que entiende la situación de México y que el caso puede “convertirse en una tragedia”. La decisión política se consigue, pero los trámites demoran.

-Nueva intervención de la embajadora Mercado para lograr el permiso de salida del avión, porque la Fuerza Aérea boliviana amagaba con impedir el despegue, que finalmente se dio “por un milimétrico espacio”.

-Con el avión en Asunción, México pide a Perú que permita que la nave cruce su espacio aéreo, lo que el gobierno de Lima autoriza.

-También se consulta al canciller de Ecuador, José Valencia, si su gobierno permitiría a la nave aterrizar en su país, en el caso de que necesitara combustible. Quito acepta una eventual escala en Guayaquil.

-Bolivia comunica que ya no autoriza el paso del avión por su espacio aéreo de regreso de Asunción en ruta hacia Perú.

-El embajador de Brasil en La Paz, Octávio Henrique Dias García Côrtes, ofrece su ayuda. Junto con el embajador mexicano en Brasilia, José Ignacio Piña, gestionan de madrugada un permiso para que la nave vuele sobre la línea fronteriza entre Bolivia y Brasil. La ruta seguiría a Perú y Ecuador en camino a la Ciudad de México, ya sin escalas.

-Con los permisos de Brasil, Perú y Ecuador, el avión despega de Asunción hacia las 02:00 horas del martes (hora mexicana).

-Ya sobre el espacio aéreo de Ecuador, el avión recibe el aviso de que no tiene permiso para entrar en el país. La nave inicia un rodeo para alcanzar aguas internacionales. Un segundo aviso de la cancillería ecuatoriana confirma que hay permiso. Son casi las 8 de la mañana en México.

 

Últimas noticias