Fue avalado el discurso crítico del general Gaytán Ochoa

Compartir en Facebook Compartir en Whatsapp

 
Viernes 1º de noviembre de 2019. Todos los asistentes, altos mandos del Ejército y la Fuerza Aérea, en funciones y en situación de retiro, se pusieron de pie y aplaudieron al general Carlos Demetrio Gaytán Ochoa cuando concluyó la participación para la cual fue elegido y dio lectura al discurso consensuado con los militares asistentes y en el cual señaló en México la sociedad está polarizada políticamente porque la ideología dominante, que no mayoritaria, se basa en corrientes pretendidamente de izquierda.

Todos fueron convocados al desayuno con el secretario de la Defensa Nacional (Sedena), Luis Cresencio Sandoval González, que se realizó cinco días después de la fallida misión en Culiacán, Sinaloa, en el que se pretendió capturar a Ovidio Guzmán López.

Asistentes al encuentro revelaron que el desayuno fue convocado desde el 12 de octubre, y los partícipes fueron en su mayoría integrantes de la Asociación de Graduados del Heroico Colegio Militar y del Colegio de la Defensa, quienes avalaron el texto que leyó Gaytán Ochoa, por formar parte de una institución que sirve a México y atiende las órdenes del Comandante Supremo, y que sirven como asesores de los titulares de la Sedena para que la experiencia sea útil a las mejores causas para los mexicanos.

Las fuentes consultadas señalaron que, luego de ello, algunos charlaron en corto con el titular de la Sedena y le ofrecieron apoyar la labor de la Guardia Nacional y le pidieron a él que trabaje más en cuanto a asesorar al mandatario respecto del trabajo de las fuerzas armadas, su encomienda y que le hiciera notar que ésta es una institución que se ha desarrollado a lo largo de décadas y que no tiene más bandera que la mexicana.

Los encuentros con los titulares de la Sedena se convocan cada mes o mes y medio, y los generales –de división, brigadier o de brigada– en retiro y en activo, forman una especie de consejo a los altos mandos, se les dan a conocer los avances institucionales y tareas asignadas, para que apoyen con estrategias el mejor desempeño de los militares.

Los mandos entrevistados refirieron que en el encuentro del pasado 22 de octubre, el general Luis Cresencio Sandoval González informó de todas las tareas que les ha asignado el presidente Andrés Manuel López Obrador y la manera en que se esfuerzan para cumplir con ellas. Durante su mensaje –que aseguran no duró más de 15 minutos–, el titular de la Sedena incluyó un reporte de lo sucedido en Culiacán el 17 de octubre cuando falló la captura del hijo de Joaquín El Chapo Guzmán Loera. Las fuentes, señalaron que el general Sandoval González no dio detalles, pero sí profundizó en la creación de la Guardia Nacional, los avances en la estructuración de la nueva corporación policial, los elementos destinados, las bases que se establecerán y la manera de trabajar con las autoridades civiles.

Además, se entregó a cada uno de los asistentes un folleto de las funciones de la Guardia Nacional.

En su trayectoria, el general Gay-tán Ochoa se ha caracterizado por encabezar tanto la restructuración administrativa de la Sedena como participar en acciones encaminadas al combate a la delincuencia organizada, tanto en el ámbito castrense como en los cargos que ocupó en la extinta Procuraduría General de la República (PGR), donde estuvo a cargo de áreas como intercepción área y en la Subprocuraduría de Investigación Especializada en Delincuencia Organizada (Siedo).

Nació en la Ciudad de México el 22 de diciembre de 1949, y causó alta en el Ejército el 15 de febrero de 1965. Egresó del Heroico Colegio Militar como oficial del Arma de Caballería, y cursó dos maestrías, una en administración militar en el Colegio de la Defensa Nacional, y otra en administración pública en el Instituto Nacional de Administración Pública.

Entre sus cursos de especialización destacó uno sobre administración de adiestramiento en la Escuela de las Américas, que el Ejército estadunidense mantiene en el Fuerte Gulick, de Panamá, y en1994, durante el levantamiento del EZLN, fue comandante del Área Altos y del agrupamiento de la Fuerza de Tarea Arcoíris, en Chiapas.

Como parte del Estado Mayor de la Defensa Nacional fue jefe delas secciones novena, dedicada a la doctrina castrense, y de la décima, de operaciones contra el narcotráfico, y tuvo a su mando diversas zonas militares.

En el gobierno de Ernesto Zedillo estuvo a cargo de operaciones de intercepción de la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos contra la Salud (Feads), de la extinta PGR, donde, entre otras investigaciones, participó en el desmantelamiento del Cártel de Juárez que dirigía Amado Carrillo Fuentes.

 

Últimas noticias