'Congelar' el tráfico de armas, acuerda Trump con AMLO

Compartir en Facebook Compartir en Whatsapp

Asunción Nochixtlán, Oax. Los presidentes Andrés Manuel López Obrador y Donald Trump acordaron vía telefónica iniciar acciones inmediata para congelar el tráfico de armas hacia México, proveniente de Estados Unidos, después de que en los hechos violentos ocurridos en Culiacán, Sinaloa, se utilizaron calibres que sólo se ven en acciones de guerra, informó el secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard.

López Obrador aseguró que le planteó a Trump su opción por la paz y le agradeció su solidaridad y respeto a la soberanía mexicana ante los sucesos del jueves.

El mandatario mexicano comentó que ayer le explicó a Trump su respaldo a la decisión del gabinete de seguridad de no continuar con el operativo de detención de Ovidio Guzmán López –cuyo nombre no mencionó–, porque se pusieron en riesgo muchas vidas. Se estima que los muertos, sobre todo población civil, probablemente habrían rebasado los 200, definió Ebrard.

El canciller y Alfonso Durazo, secretario de Seguridad Pública, fueron instruidos por el mandatario mexicano para que ayer mismo establecieran contacto con el embajador de Estados Unidos en México, Christopher Landau, y a través de él con las diferentes agencias de aquel país, para definir un encuentro –no más allá del lunes o martes– entre autoridades de ambos países, a fin de informar a la opinión pública sobre las acciones que se tomarán para lograr el objetivo de congelar el tráfico de armas hacia México, con el uso de tecnología no invasiva.

La llamada entre ambos presidentes se concretó a las 9 horas –por espacio de 15 minutos– en Oaxaca capital por iniciativa de Trump, después de que no pudo comunicarse el viernes, como pretendía, con López Obrador, ante la falta de señal en la Mixteca baja, donde el mandatario mexicano se encontraba de gira.

Primero en redes sociales y luego en el Centro Coordinador de Pueblos Indígenas de Nochixtlán, López Obrador agradeció a Trump el respeto a nuestra soberanía y su voluntad por mantener una política de buena vecindad, sustentada en la cooperación para el desarrollo y el bienestar de nuestros pueblos.

Luego mencionó que a Trump le planteó que se puede lograr la paz, al insistir que fue acertada su decisión de apoyar que no continuara el operativo en Culiacán, aunque los partidarios del uso de la fuerza dicen que fue incorrecto... No es: A ver, ahí están unos alborotadores o unos delincuentes y a mandar a la policía y al Ejército, y a usar la fuerza y a reprimir. No, no somos dictadores, no somos tiranos, nosotros vamos siempre a respetar la vida de todos los seres humanos. No estaría yo como estoy ahora y como están en Culiacán, y como estamos todos los mexicanos, con esta tranquilidad espiritual, porque quién sabe cuántos hubiesen perdido la vida el jueves.

Al detallar el contenido de la llamada entre los presidentes, Ebrard informó en entrevista en el marco de esta visita, que después de que Trump expresó al mandatario mexicano respeto a su trabajo y su disposición por coadyuvar, López Obrador le pidió que se congele el tráfico de armas que proviene de Estados Unidos a México. ¿Quiere usted ayudarnos? Paremos ese tráfico, porque ayer vimos en Culiacán calibres que se ven sólo en acciones de guerra. Le comentó que más o menos 80 por ciento de las armas que vimos proceden de aquel país.

Son de calibre 50 que pueden fácilmente atravesar casi cualquier blindado, incluso cemento. Pueden destruir a una velocidad increíble y a distancias largas.

Indicó que el mandatario mexicano planteó que usando tecnología en los dos países se puede cerrar la frontera al tráfico de armas y Trump dijo que le parecía muy bien... Hoy existe ya la tecnología, la tenemos al alcance, no tiene que ver con que en Estados Unidos cambien sus leyes o no, sino con que no ingresen a México armas que son ilegales y ponen en peligro la vida de muchas personas. En la doctrina nueva, el daño colateral no es aceptable, manifestó.

El canciller mencionó que se pueden usar rayos láser, detectores de metal especializados para interceptar incluso productos químicos en todos los puntos de entrada y salida de la frontera y con ello, incluso, frenar el tráfico de drogas.

Afirmó que fue una llamada muy positiva en favor de México, que da cuenta de una muy buena relación. Y rechazó que hubiera un reclamo porque no se detuvo al hijo de Joaquín El Chapo Guzmán para extraditarlo.

Ebrard mencionó que autoridades de ambos países seguirán trabajando conjuntamente para cumplimentar la orden de aprehensión en contra de Guzmán López.

El canciller también le informó al titular del Ejecutivo mexicano que el viernes hubo una breve reunión extraordinaria del grupo de Seguridad de Alto Nivel, en el que participaron el gabinete de seguridad y, por parte de Estados Unidos, el embajador Landau, la DEA y otros integrantes de esa sede diplomática, para manifestarle su respaldo a México y cuáles son las necesidades en las que ese país podría contribuir.

Últimas noticias