Ante protestas, Calderón decide cancelar su plática en el Tec

Compartir en Facebook Compartir en Whatsapp

Miércoles 9 de octubre de 2019. El ex presidente Felipe Calderón anunció ayer la cancelación de la conferencia que daría este miércoles en el Tecnológico de Monterrey. Esto fue luego de que la señora Rosa Elvia Mercado, madre del alumno Jorge Antonio Mercado Alonso, expresó su desacuerdo con esa visita a la casa de estudios, a cuyas puertas su hijo y Javier Francisco Arredondo Verdugo fueron asesinados por militares en marzo de 2010.

En una carta enviada al rector David Garza, Calderón expuso que tomó esa decisión tras escuchar el comentario de Mercado. “Es razón más que suficiente para que suspenda mi visita al Tec. Considero que es de la mayor importancia atender esta opinión de la señora Mercado, y en todo caso poder reunirme con los familiares de Jorge y Javier, para dialogar con ellos, escucharlos de viva voz y precisar también alguna de la información que se ha divulgado” al respecto.

Añadió: Para mí es fundamental respetar ese dolor, independientemente de que haya quien utilice esa circunstancia con propósitos mediáticos y políticos.

El ex mandatario fue invitado al campus Monterrey del Tecnológico por la Sociedad de Alumnos de la Licenciatura en Derecho y por el comité organizador del Simposio Internacional de Derecho en Juicio, para dar una conferencia. El costo del foro que hoy empieza y concluye el viernes es de 325 pesos por día.

Desde que se conoció la invitación, en las redes sociales y entre los estudiantes se desató una polémica. En ella “se han vertido diversos puntos de vista, muchos de ellos atendibles. También hay versiones imprecisas y algunas verdades a medias que es necesario aclarar. Y me gustaría poder hacerlo en persona, directamente en el Tec”, indicó Calderón.

En un comunicado, la casa de estudios consideró adecuada la decisión del ex mandatario, y añadió que refleja sensibilidad. Además, prrecisó que coadyuvará para que se lleve a cabo el encuentro que busca con los padres.

La madrugada del 19 de marzo de 2010, en el contexto de la guerra que lanzó el gobierno de Felipe Calderón contra el crimen organizado, Jorge Antonio y Javier Francisco, estudiantes de excelencia del posgrado del Tec campus Monterrey, salieron de la biblioteca para dirigirse a descansar. En la avenida Eugenio Garza Sada había un enfrentamiento entre militares y delincuentes, que presuntamente ingresaron a la universidad.

Jorge y Javier, en la entrada del centro de estudios, cayeron abatidos por los militares, quienes les colocaron armas, escondieron sus identificaciones y en el parte oficial consignaron que eran sicarios. El pasado 20 de marzo la secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, ofreció una disculpa pública por el daño a la imagen, el honor y la buena fama de los estudiantes.

Alberto Arnaut, director del documental Hasta los dientes, que retrata la lucha de los familiares de los jóvenes para limpiar su memoria, señaló en su cuenta de Twitter que la decisión de Calderón era una victoria de las familias, del movimiento estudiantil actual y del colectivo #TodosSomosJorgeYJavier.

(Con información de Yolanda Chío, corresponsal)

Últimas noticias