Obras inconclusas quedarán en el cementerio de la corrupción: AMLO

Compartir en Facebook Compartir en Whatsapp

Cerritos, Slp., De los 300 hospitales y unidades médicas que forman parte del tiradero de obras inconclusas que les dejaron, el gobierno seleccionará las que concluirá y otras, ni modo, se quedan en el cementerio de la corrupción, afirmó ayer el presidente Andrés Manuel López Obrador en el inicio de una gira por la zona de la huasteca.

Desde temprano, en su conferencia de prensa en Palacio Nacional se refirió a la situación de desgracia que enfrentan muchos nosocomios del país, saldo negativo de la política neoliberal”, luego de señalar que esta semana concluyó sin sobresaltos.

Afirmó que en algunos hospitales rurales –de 14 que hasta ahora ha visitado– sólo hay un radiólogo para un turno. “Eso fue lo que hicieron los neoliberales corruptos, abandonaron al pueblo, se dedicaron al puro business”, dijo.

Reiteró que analizan con las universidades la cuestión presupuestal para ver la manera de ampliar la matrícula de estudiantes de medicina, a fin de contar con más doctores. Habló de modificar el sistema que permite el ingreso a los estudios universitarios sólo a aquellos que obtienen los puntajes máximos.

Escúchenlo bien conservadores: no es darle ingreso a los que reprueban. No es darle pase automático a quienes no tienen buenas calificaciones sino permitir el ingreso de más alumnos, ampliar el presupuesto y los espacios en las escuelas y facultades de medicina.

Más tarde, tras recorrer el hospital rural de Cerritos –donde le regalaron un pastel de 135 cupcakes– aprovechó para informar que el avión presidencial está por venderse la siguiente semana en California, al resaltar que acostumbra recorrer los caminos de México por vía terrestre. También ratificó que ya no hay Estado Mayor Presidencial para cuidarlo, un cuerpo de élite que hasta importaban los yogures que consumían.

En este lugar, mencionó que no podrán concluir todos los hospitales y unidades de salud inconclusas porque “se hicieron muchas, no porque hacían falta, sino por el negocio, por la corrupción, por el contratismo y el moche a los funcionarios, sin planeación.

Entonces, no es que todas las que están abandonadas las vamos a terminar, ¿por qué le vamos a meter ahí dinero bueno al malo?.. Tenemos que ser muy eficientes, tener muy buena planeación en todo lo que hagamos.

En su discurso, el mandatario también expresó que le da gozo que haya crítica, cuestionamiento y polémica porque en las dictaduras nadie habla... se protesta con los dientes apretados”.

Ahora que hay resistencias al cambio, “quieren algunos líderes que se siga entregando el dinero como era antes y que sigan teniendo sus camionetas, como les gusta, con sus sombreros texanos, sus cintos piteados. Líderes nylon. Y si no, va a haber movimiento. Somos libres. Que haya protestas. Nosotros no vamos a reprimir”.

Recordó que la rebelión de la Policía Federal ante su incorporación a la Guardia Nacional “supuestamente iba a ser un gran conflicto. Como no tienen razón –porque no se despide a nadie, no se les están quitando prestaciones– fue un asunto político. Pensaron que podían afectarnos, no duró nada”.

Habían transcurrido unos minutos de que inició su participación, cuando José Luis Gómez Vega le habló por megáfono: señor presidente. López Obrador le pidió esperar a que terminara su discurso. Un elemento de la ayudantía recibió la demanda del joven sobre la violencia e inseguridad en Nicolás Romero, estado de México, donde en 2018 secuestraron a su hermano mayor y aunque pagaron el rescate, lo asesinaron. El lunes le llamarán para agendar una cita con el secretario de Seguridad Pública.

Más tarde, en el Complejo Cultural y Deportivo Ferrocarrilero de Rioverde, cuando comentaba que el gobernador Juan Manuel Carreras solicitó el programa Sembrando Vida para que haya más empleos en el estado –se generan cada año alrededor de 18 mil– sorprendió a la secretaria de Bienestar, María Luisa Albores, platicando con su esposa Beatriz Gutiérrez Müller, cuando quería información sobre las fuentes de trabajo que se generarán con el programa.

A ver, María Luisa, María Luisa, ¿estaba buena la plática verdad?, a ver, contéstame. La secretaria le explicó que con 50 mil hectáreas sembradas se generarán 20 mil empleos permanentes.

Últimas noticias