Si es necesario compraremos medicinas en todo el mundo, advierte AMLO

Compartir en Facebook Compartir en Whatsapp

Sábado 6 de julio de 2019, Motozintla, Chis. Al iniciar una gira por hospitales rurales, el presidente Andrés Manuel López advirtió: “Como tenían la mafia de la venta de los medicamentos, y ahora quieren decir: ‘no van a poder’, si los laboratorios y los distribuidores de México no participan, vamos a abrir la convocatoria y se van a comprar los medicamentos en todo el mundo, no van a faltar. Y vamos a crear un sistema de distribución”.

Recordó que, pese a los 90 mil millones de pesos que se destinaron el año pasado a la compra de fármacos y materiales de curación, tres empresas vendían 70 por ciento. “Se quedaban como con 65 mil millones de pesos. Es hasta violatorio de la Constitución, del artículo 28, no debe haber monopolios”. Y ofreció a especialistas médicos un mejor sueldo para que desempeñen su trabajo en las comunidades más apartadas. Incluso ofreció destinar mayor presupuesto a las escuelas de medicina con la finalidad de que haya más médicos. Señaló que se hará un padrón de facultativos para determinar si hay déficit.

Tras negarse a opinar sobre el planteamiento del ex presidente Felipe Calderón de que junto con Alfonso Durazo, secretario de Seguridad Pública, escuche a los policías federales, López Obrador aseveró que es “una vergüenza” que quienes llevaron “a la ruina por completo” al país “todavía ahí andan queriendo resistir para que se mantenga el régimen de corrupción. Se van a ir por un tubo. Ya eso se terminó”.

En el contexto de la gira, que comenzó en el hospital de Mapastepec, el mandatario visitó el Centro de Atención Integral al Tránsito Fronterizo en Huixtla, donde agradeció el compromiso y la labor que desempeñan tanto la Policía Federal como el Instituto Nacional de Migración en la frontera sur.

En el hospital rural de Mapastepec, en el del municipio de Motozintla, resaltó cuatro acciones para fortalecer el sistema de salud, sobre todo en las comunidades más marginadas donde opera el IMSS Bienestar, antes Coplamar. Además de garantizar el abasto de medicamentos gratuitos y que esas poblaciones cuenten con especialistas con mejor sueldo, prometió más médicos y enfermeras, así como regularizar la situación laboral de los trabajadores de la salud en el sexenio.

Señaló que con la creación del Instituto de la Salud para el Bienestar –que atenderá a la población no derechohabiente– no habrá despidos ni se afectarán las prestaciones de los trabajadores.

A su arribo al aeropuerto de Tapachula, rechazó que México sea la frontera sur de Estados Unidos. Con la nueva política migratoria, reiteró, se está ordenando el flujo de personas, “respetando derechos humanos y haciendo algo que nunca se había llevado a cabo ni en México ni en ninguna otra parte del mundo”: opciones de trabajo para a los migrantes.

Siempre se pensaba nada más en el uso de la fuerza, en medidas coercitivas” y ahora se está invirtiendo en el sur-sureste de México y hay un fondo para Guatemala y Honduras, similar al determinado para El Salvador.

El acuerdo con este país prevé el otorgamiento de 100 millones de dólares, de los cuales se entregarán de inmediato más de 30 millones para la siembra de árboles en 50 mil hectáreas del país centroamericano.

Afirmó que se protege a los migrantes para que no sean víctimas del tráfico de personas ni de bandas. “Se está aplicando la ley... Lo que queremos es que no sufran, no pierdan la vida. Se les está dando un trato humanitario especial en México porque el que emigra no lo hace por gusto, lo hace por necesidad”.

Últimas noticias