Quitan a tres universidades de Brasil 30% de presupuesto

Compartir en Facebook Compartir en Whatsapp

Río de Janeiro. El Ministerio de Educación de Brasil anunció este martes un bloqueo presupuestario de 30 por ciento en tres universidades públicas acusadas de "sembrar el desorden" luego de organizar protestas contra el gobierno del presidente de ultraderecha Jair Bolsonaro.

El ministerio explicó, en un comunicado, que está en vigor "desde la semana pasada".

En la Universidad Federal de Bahia, la Universidad Federal Fluminense, en Niterói y la Universidad Nacional de Brasilia se realizaron recientemente las "manifestaciones contra el fascismo" o debates que incluían políticos de izquierda.

"Las universidades que, en vez de buscar mejorar el desempeño académico, estén creando desorden, sufrirán reducciones presupuestarias", explicó el nuevo ministro de Educación, Abraham Weintraub, en una entrevista publicada este día en el diario Estado de S. Paulo.

Los últimos rankings de universidades latinoamericanas de la publicación británica especializada Times Higher Education (THE) muestran avances de dos de las tres universidades en cuestión.

La Universidad Federal de Bahía (UFBA) alcanzó el 30º lugar en 2018, después de haber ocupado el 70º en 2017, mientras que la Universidad Nacional de Brasilia subió de la 19ª a la 16ª plaza. La Universidad Federal Fluminense se mantiene en la posición 45.

"Hemos recibido esta noticia como una sorpresa", dijo Joao Carlos Salles, rector de la UFBA, según el portal de noticias Metro1. "Sabemos de los cortes pero queremos saber cuáles fueron las razones. Si ésas fueron las razones, son injustificados", dijo.

"La universidad es un lugar para la libertad de expresión", agregó.

"Cuando la gente va a la universidad para ir de fiesta, hacer alboroto, faltar a clases o asistir a seminarios absurdos que no aportan nada a la sociedad, se desperdicia dinero ganado con sudor", había dicho el ministro Weintraub el 10 de abril, poco después de asumir el cargo en lugar de Ricardo Vélez, despedido luego de varios pronunciamientos y propuestas polémicas.

El presidente Bolsonaro ya había provocado un acalorado debate el viernes al decir en Twitter que su gobierno estaba considerando recortar los fondos públicos asignados a los campos de filosofía y sociología en las universidades.

"El objetivo es centrarse en las corrientes que generan un retorno inmediato al contribuyente, como los estudios veterinarios, de ingeniería o médicos", explicó.

Últimas noticias