Jacob Blake, afroamericano baleado por policía habla desde el hospital

Compartir en Facebook Compartir en Whatsapp

Washington. Jacob Blake, el hombre negro que recibió disparos en la espalda por parte de un oficial de policía blanco en Wisconsin el mes pasado, habló por primera vez desde su cama de hospital en momentos en que las manifestaciones por la justicia racial continuaban sacudiendo las ciudades estadounidenses.

En un video publicado en Twitter, Blake, vestido con una bata de hospital verde, describió sentir un constante dolor después de quedar paralizado de la cintura para abajo.+

 

 

 

 

 

"Tengo grapas en la espalda, grapas en mi maldito estómago", aseguró en el video publicado por su abogado, Ben Crump, el sábado por la noche. "Duele respirar, duele dormir, duele moverse de un lado a otro, duele comer".

El baleo del 23 de agosto contra Blake, de 29 años, reavivó las protestas por el racismo y la brutalidad policial que han azotado a Estados Unidos desde mayo, cuando otro hombre negro, George Floyd, murió después de que un oficial de policía de Mineápolis se arrodilló sobre su cuello durante casi nueve minutos.

Las manifestaciones han coincidido con la agitación generalizada por las consecuencias sociales y económicas de la pandemia de coronavirus, que ha provocado en el país la muerte de casi 190 mil personas, la cifra de muertos más alta del mundo.

Las protestas también han pasado a ser un foco de atención en la campaña del presidente Donald Trump para ser reelegido el tres de noviembre.

Al inicio de un fin de semana largo por el Día del Trabajo el lunes, la policía de Rochester, Nueva York, utilizó gas lacrimógeno para dispersar a unos dos mil manifestantes en la cuarta noche de disturbios por la muerte de Daniel Prude, un hombre negro que murió tras una acción policial en marzo.

Nueve personas fueron arrestadas y tres policías fueron tratados en hospitales locales por lesiones sufridas durante los enfrentamientos, dijo el domingo el departamento de policía de Rochester.

En Louisville, Kentucky, partidarios de la policía armados se enfrentaron el sábado a manifestantes del movimiento Black Lives Matter antes de la famosa carrera de caballos del Derby de Kentucky.

Louisville se ha convertido en un punto álgido debido a la indignación por la muerte de Breonna Taylor, una mujer negra de 26 años que falleció en marzo a manos de la policía que irrumpió en su apartamento utilizando una orden de arresto que no requería que se anunciaran.

 

 

 

Últimas noticias