China condena opresión mediática de Estados Unidos

Compartir en Facebook Compartir en Whatsapp

China se opone y condena enérgicamente la opresión política del Departamento de Estado de Estados Unidos contra las oficinas en ese país de medios de comunicación chinos recurriendo a la mentalidad de Guerra Fría y al prejuicio ideológico sobre bases débiles, dijo hoy martes el portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores Zhao Lijian.

El Departamento de Estado de Estados Unidos anunció el lunes que el gobierno estadounidense limitará a partir del 13 de marzo el número de ciudadanos chinos que tendrán permitido trabajar en cinco grupos de medios de comunicación chinos que fueron designados como "misiones extranjeras".

"Al considerar dónde se encuentra ahora la relación China-Estados Unidos, lo que Estados Unidos ha hecho tendrá graves impactos negativos y dañará las relaciones bilaterales", dijo Zhao en conferencia de prensa.

"Instamos a Estados Unidos a que cambie de inmediato su curso y corregir sus actos indebidos. La parte china se reserva el derecho a responder y a adoptar acciones adicionales".

Zhao dijo que los periodistas chinos apostados en Estados Unidos han acatado estrictamente las leyes y normas estadounidenses y realizado reportes noticiosos bajo el principio de objetividad, imparcialidad, veracidad y precisión. "Su profesionalismo está bien reconocido. La parte estadounidense no tiene bases ni razón para adoptar ese tipo de acción contra los periodistas chinos".

La parte estadounidense ha escalado la opresión contra periodistas chinos, desde catalogar a los medios de comunicación chinos como "agentes extranjeros" hasta designarlos como "misiones extranjeras", y ahora limita el número de sus empleados chinos, lo que significa una "expulsión" de facto en un tiempo limitado, dijo Zhao.

"Por su opresión creciente, las actividades periodísticas normales de los periodistas chinos, la reputación de los medios de comunicación chinos y los intercambios normales entre pueblos entre las dos partes han sido dañados gravemente", señaló Zhao.

Mientras Estados Unidos se jacta de libertad de prensa, ahora altera y obstruye que los medios chinos realicen su trabajo, señaló Zhao. "Esa conducta de doble cara expone su hipocresía respecto a la llamada libertad de prensa, que equivale prácticamente a doble moral y hostigamiento".

Cuando se le pidió que comentara sobre el anuncio de Estados Unidos de que el propósito de esas medidas es buscar "reciprocidad", Zhao dijo que China nunca ha instituido ningún tope sobre el número de oficinas y empleados de medios de Estados Unidos en China. "Es su propia elección operar con cuantas personas deseen enviar, no es resultado de la restricción de China".

Zhao mencionó que Estados Unidos ha rechazado y aplazado la emisión de visas a periodistas chinos desde 2018 para restringir su llegada a Estados Unidos, y por lo menos a 21 periodistas chinos se les ha negado la visa desde el año pasado.

"Aparte de eso, Estados Unidos ha decidido 'expulsar' a 60 empleados chinos de estos medios chinos en el país, con el pretexto de poner un tope a su número. ¿A esto se le puede llamar 'reciprocidad'?".

Zhao dijo que China sólo tiene nueve agencias de medios de comunicación en Estados Unidos, mientras que en China hay 29 grupos de medios de Estados Unidos.

También indicó que mientras que los periodistas de Estados Unidos disfrutan de múltiples entradas a China con su visa, Estados Unidos ha tomado medidas discriminatorias dirigidas contra periodistas chinos al emitir visas de una sola entrada, lo cual significa que los periodistas chinos tendrán que volver a solicitar visa si tienen que regresar a China brevemente o incluso para visitar a sus familias durante su periodo, sin mencionar los 354 dólares que cuesta la visa, que equivale al doble de lo que se cobra por la visa china.

"¿A esto se le puede llamar 'reciprocidad'?", preguntó Zhao.

"Estados Unidos quiere 'reciprocidad' con nosotros. ¿También quiere eso con los medios de otros países?", añadió.

Zhao dijo que la constante solicitud de Estados Unidos de reciprocidad es esencialmente prejuicio, discriminación y aversión contra los medios chinos.

"Estados Unidos es culpable de juego sucio. Nosotros simplemente haremos lo que tengamos que hacer".

Últimas noticias