FGE de Chihuahua detalla delitos presuntamente cometidos por Collado

Compartir en Facebook Compartir en Whatsapp

Chihuahua, Chih. La Fiscalía de Chihuahua (FGE) presentó cargos por el delito de peculado agravado contra el abogado Juan Collado Mocelo, el miércoles en un proceso penal paralelo a las acusaciones por fraude, defraudación fiscal y operaciones con recursos de procedencia ilícita que lleva la Fiscalía General de la República.

La audiencia de imputación se realizó en el Tribunal Superior de Justicia del Estado de Chihuahua y Juan Collado compareció desde el Reclusorio Norte por videoconferencia, ante la jueza Guadalupe Hernández.

La fiscalía local imputó a Juan Collado la participación en un desfalco de 13.7 millones de pesos cometido entre los años 2013 y 2014, y lo acusa de recibir dinero del ex gobernador César Duarte Jáquez (2010-2016) “presuntamente como pago por compromisos con personajes de la vida pública del centro del país, incluido un ex presidente”, dijo el gobernador Javier Corral a reporteros.

Juan Collado presuntamente simuló dos contratos por servicios de asesoría jurídica con la administración de César Duarte y recibió los 13 millones 780 mil pesos en cinco pagos, a través de transferencias bancarias.

Según los contratos que el abogado firmó con Jaime Ramón Herrera Corral, secretario de Hacienda del estado en 2013, recibiría un pago mensual de un millón de pesos más impuestos, de marzo a diciembre del año 2013, y un pago por honorarios de tres millones 180 mil pesos en marzo de 2014, a cambio de servicios de asesoría legal que nunca proporcionó.

La supuesta asesoría jurídica incluía “controversias constitucionales, juicios de incumplimiento de coordinación fiscal, legislación administrativa local, derecho contencioso, fiscal y administrativo, legislación penal local, procedimientos administrativos de fideicomisos públicos, contratación de financiamiento y legislación ambiental, pero no se localizaron documentos ni evidencia de que el proveedor haya cumplido con los servicios y se detectan irregularidades administrativas consistentes en pagos indebidos”, según información de la causa penal 778/2020 que expuso el Ministerio Público en la audiencia.

Un primer contrato de prestación de servicios profesionales fue firmado el 1 de marzo de 2013, y otro el 20 de diciembre de ese año que modifica los plazos para la entrega de los pagos.

Los contratos no establecen fechas, integración y formatos de los entregables para comprobar la prestación del servicio profesional, ni el área de la Secretaria de Hacienda estatal responsable de recibirlos, y en el archivo contable no hay documentos ni evidencia de que el proveedor los haya presentado aunque existe documentación comprobatoria de los pagos realizados, como comprobantes de transferencias bancarias y facturas del proveedor.

“Derivado de lo anteriormente expuesto, se detectan irregularidades administrativas consistentes en pagos indebidos, al amparo del contrato mencionado, por servicios que se presume no le fueron proporcionados al gobierno del estado”.

El desvío de recursos públicos fue concertado por ex funcionarios de la Secretaría de Hacienda de Chihuahua y personas externas, repartiéndose roles, entre enero de 2013 y marzo de 2014, quienes efectuaron el desfalco simulando un procedimiento administrativo de contratación de servicios.

Juan Collado aportó su despacho legal y proporcionó facturas y documentos personales, además recibió el dinero en su cuenta bancaria.

Últimas noticias