Con marcha, derechohabientes del IMSS exigen nueva clínica en Neza

Compartir en Facebook Compartir en Whatsapp

Nezahualcóyotl, Méx. De los más de 400 mil derechohabientes que eran atendidos en la Clínica 25 del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), la cual dejó de operar por los daños provocados por el sismo del 19 de septiembre de 2019, la mitad de ellos son residentes de Nezahualcóyotl.

A tres años del cierre y abandono del hospital, ubicado en la calzada Ignacio Zaragoza, en la alcaldía Iztapalapa, los usuarios mexiquenses invierten más tiempo y más recursos para recibir atención del IMSS.

Epifanio López Garnica, líder social de esta localidad, encabezó este jueves una marcha para exigir al gobierno de Andrés Manuel López Obrador la demolición del edificio dañado por los sismos de 2017 y sea edificada de nuevo la Clínica 25.

Explicó que 200 mil nezatlenses tienen que trasladarse a La Paz o Texcoco, para recibir atención médica, lo cual ha complicado obtener el servicio.

En todo caso, demandó a la autoridad federal edifique las dos clínicas que se requieren en Ciudad Neza.

Recordó que el gobierno municipal donó al gobierno del estado de México dos inmuebles para el proyecto de salud, pero a la fecha no se realizado ninguna obra.

Es por ello que este jueves unos dos mil habitantes se movilizaron de la escultura monumental Cabeza de Coyote, en la colonia Evolución de esta localidad, y concluyó con un mitin frente a la Clínica 25.

En Ciudad Nezahualcóyotl no existen hospitales del IMSS, solo clínicas de consulta externa.

Y debido a que los hospitales generales Gustavo Baz y La Perla se encuentran saturados y carecen de medicamentos e insumos, los 200 mil derechohabientes resultan demasiados para recibir atención especializada en esas sedes, y deben sufragar sus tratamientos y medicinas.

 

Últimas noticias