Alcalde de Toluca realiza recorrido en bóveda del Río Verdiguel

Compartir en Facebook Compartir en Whatsapp

Toluca, Méx. El presidente municipal de Toluca, Juan Rodolfo Sánchez Gómez, reveló este jueves que se tienen detectados 12 puntos problemáticos en la bóveda por donde corre el Río Verdiguel, debajo de la zona centro de la capital mexiquense. Tres de estos puntos ya se encuentran en condición crítica y requieren intervención.

El edil y el secretario de Agua y Obra Pública del gobierno mexiquense, Rafael Barrueta Leal, realizaron un recorrido por la bóveda del Río Verdiguel, donde constataron las condiciones en las que se encuentra esta construcción que data de hace más de cien años.

Juan Rodolfo Sánchez expuso que existe un monitoreo permanente de la bóveda y se tienen identificados tres puntos como focos rojos: uno a la altura de unas oficinas de gobierno del estado en Plaza Toluca; otra debajo del complejo comercial El Molino, ambas en la zona centro; y una más bajo la glorieta de avenida de Los Maestros.

Informó que ya se están haciendo gestiones ante el gobierno federal para obtener recursos que ayuden a atender esta problemática.

Lamentó que sobre la bóveda del Río Verdiguel se haya autorizado, de forma irregular, la construcción de varios inmuebles. A la fecha se tienen contabilizados 398, casas, comercios y oficinas, a cuyos propietarios se les notificará sobre la situación y riesgo que representa estar encima de está bóveda.

El Río Verdiguel –que cruza la capital mexiquense de poniente a oriente y conduce las aguas que bajan de la parte alta de Valle de Toluca hacia el río Lerma – fue encapsulado a inicios del siglo pasado. Muchas veces, en época de lluvias, la bóveda resulta insuficiente para conducir las aguas que bajan a gran velocidad y esto ya ha generado en un par de ocasiones desplomes y colapsos en parte de este entubamiento, además de recurrentes inundaciones en la zona centro, pues es en este punto cuando la bóveda se vuelve más estrecha.

“La bóveda fue construida en etapas, la más antigua tiene más de un siglo, y está justamente en esta zona centro de la capital. Esta bóveda fue construida de diferentes maneras y con distintas técnicas, lo que representa un problema, porque algunos materiales ya caducaron con el paso del tiempo”, expresó el alcalde.

“Hemos detectado 12 puntos problemáticos que se monitorean de forma permanente y hay dos en esta zona centro que están en condición crítica, uno de ellos en un edificio de oficinas del gobierno estatal y otro en la zona del El Molino, donde se autorizó hace no muchos años un complejo comercial.

Ahora estamos haciendo gestiones para traer recursos para hacer acciones preventivas tanto como sea posible y tenemos la encomienda de notificar el estado actual de la bóveda a los dueños de los predios o inmuebles que se construyeron sobre ella”, recalcó el alcalde.

En conjunto con el gobierno del estado ya se prepara un proyecto de reforzamiento de la bóveda en sus puntos problemáticos para evitar poner en riesgo a la población que ahí se asentó.

 

 

 

 

Últimas noticias