Marchan trabajadores de carrocerías Altamirano; exigen pagos

Compartir en Facebook Compartir en Whatsapp

San Salvador Atenco, Méx. Un grupo de trabajadores de la empresa carrocerías y remolques Altamirano, ubicada en Atenco, realizaron una marcha para exigir a la parte patronal que les pague las semanas que les adeudan, cumpla con las prestaciones laborales y brinde una solución  a la huelga que mantienen desde el pasado 30 de agosto.

Los 145 trabajadores en huelga se congregaron desde las 10 de la mañana de este domingo sobre la carretera Texcoco-Lechería, a la altura de Tezoyuca y desde ahí marcharon hacia la explanada de San Salvador Atenco y luego al plantón que mantienen frente a la empresa de carrocerías.

Recordaron que desde el pasado 30 de agosto estallaron la huelga, luego de que la empresa les dejó de pagar, siete semanas antes, sus salarios y prestaciones como aguinaldo, premios anuales, mensuales, fondo de ahorro, dotación de uniformes y pagos de derechos laborales como afores y seguro social; además de violar el contrato colectivo laboral.

“Nuestros derechos estaban sufriendo los atropellos por parte de los patrones por lo que decidimos irnos a huelga, cerrar la empresa y comenzar un plantón. La empresa argumentó que no tenía dinero y nos trajo a base de puros engaños y nos alargó con promesas nuestro pago que nunca llegó.

“La empresa está bien reconocida pero los patrones no entregaban a tiempo las unidades, no pagaron a los trabajadores y violaron nuestro contrato colectivo laboral”, dijeron.

Los huelguistas afirmaron que aún cuando la comisión sindical de la empresa  acudió a la Junta de Conciliación y Arbitraje no ha habido respuesta por parte de la parte patronal; incluso acusaron a su sindicato de ser aliado de la empresa porque no ha hecho lo necesario para destrabar el conflicto.

“Nos ha traído con puros engaños, incluso sospechamos que el sindicato nos engaña y está del lado del patrón, nos dice que que ahora sí nos van a pagar y nada; nos traen a puras vueltas y engaños”, apuntaron.

Los trabajadores afirmaron que al día de hoy, además de las siete semanas de trabajo y prestaciones laborales, les deben salarios caídos de los dos meses y medio de huelga.

Refirieron que en la empresa donde se arman carrocerías y remolques, existen soldadores, pintores, eléctricos y forradores que han dejado de percibir su salario.

“Nos ha afectado mucho en lo económico y en nuestras familias; porque no llevar nada de recursos esta difícil, hasta problemas en la familia hay. Un soldador categoría “A” por ejemplo ganaba 570 pesos a la semana.

“Exigimos a la empresa nos pague lo que nos debe porque es nuestro derecho, pedimos a la autoridades laborales den solución al conflicto y al sindicato deje de estar aliado al patrón”, expresaron.

 

Últimas noticias