Muere menor de edad por fuga en toma ilegal de gasolina

Compartir en Facebook Compartir en Whatsapp

Huehuetoca, Méx. Un menor de 11 años de edad murió a consecuencia de emanaciones de gasolina provenientes de una toma ilegal en un ducto de Petróleos Mexicanos (Pemex), aseguraron parientes del niño. La toma irregular registró la madrugada de este jueves una fuga, la cual obligó a desalojar a al menos 250 familias del barrio San Bartolo.

La Fiscalía General de Justicia del Estado de México dio a conocer que investiga las causas del fallecimiento del menor. Fuentes al interior de la dependencia informaron que el cadáver del niño fue llevado al Servicio Médico Forense del municipio de Cuautitlán Izcalli para practicarle la necropsia de ley, y señalaron que al momento no se podía confirmar que el muchacho pereciera intoxicado por inhalar gases de combustible.

Familiares del menor que solicitaron anonimato sostuvieron que la madrugada del jueves proliferó en el barrio San Bartolo olor a gasolina, y que a las 7 de la mañana autoridades de protección civil ordenaron el desalojo de viviendas cercanas al ducto. Recordaron que cuando se disponían a salir de su domicilio en la calle Tamaulipas, cerca de la toma clandestina, vieron que el niño estaba muerto en su habitación y tenía espuma en la boca, por lo que aseguran que falleció por intoxicación a consecuencia de las emanaciones de gasolina.

El desalojo fue en respuesta a que el olor a gasolina resultado del derrame en la toma salía del drenaje de la comunidad. Personal del Ejército Mexicano acordonó la zona y equipo especializado de Pemex activó el Plan Interno de Respuesta a Emergencias, al bloquear las válvulas más cercanas para disminuir el flujo de hidrocarburo.

Pemex realizó trabajos para controlar la fuga de combustible; posteriormente eliminó la toma ilegal y reparó el tramo del ducto afectado, proveniente del poliducto Tula–Azcapotzalco.

La alcaldía de Huehuetoca informó que pasadas las 17 horas de este jueves, las 250 familias permanecían fuera de sus casas debido a que trabajadores de servicios públicos, así como personal de protección civil y bomberos, realizaban labores de limpieza de caños y vialidades por donde escurrió el hidrocarburo en el barrio de San Bartolo, donde de manera preventiva fue cortado el suministro de electricidad. La presidencia municipal instaló un albergue para las familias afectadas.

Vecinos reprocharon al alcalde de Huehuetoca, José Luis Castro Chimal, que la fuga inició a las 4 de la mañana, y hasta pasadas las 7 horas se desplegó un operativo de apoyo.

 

 

Últimas noticias