En la era digital, la magia reclama su sitio en el mundo del azoro

Compartir en Facebook Compartir en Whatsapp

 
Sábado 20 de julio de 2019. Ante los avances tecnológicos podría pensarse que ya pocas cosas pueden sorprender, pero la magia clásica reclama su lugar en el mundo del azoro.

Aunque el secreto de los trucos ya se pone al descubierto a través del YouTube, las apariciones y desapariciones mantienen cierto halo de misterio.

El gremio de magos, aunque muy competido ahora por las enseñanzas que se dan en los sitios de las benditas redes sociales, no se lamenta por falta de oportunidades de trabajo. Aunque ahora el repertorio se ha acortado por la prohibición de utilizar animales vivos, como palomas o el muy trillado acto de sacar de la chistera un conejo.

La magia asombra porque a la imposibilidad la hace posible, asegura Mandrake, cuyo nombre real es Alberto Sobrino Gómez, mago octogenario que tiene un folletín de aparición mensual y es integrante del Club de Magos, agrupación liderada por la maga Talis, que se reúne los primeros lunes de cada mes en el Club de Leones de la colonia Roma, para intercambiar mercancía y ofrecer después un espectáculo corto con la participación de diversos integrantes.

En la magia existen varias modalidades, como el escapismo, la prestidigitación, las apariciones o el ilusionismo, y todas causan asombro y dejan interrogantes en el aire.

Los magos mexicanos tienen una bien ganada fama no nada más a escala nacional, sino que sus habilidades trascienden las fronteras y han llegado a alternar con los grandes del oficio, esos que merced a la mercadotécnica del espectáculo están encumbrados en las listas de popularidad.

Los nombres de marquesina entre los mexicanos, incluyen, entre muchos otros ,a Yazbeck, con temporadas en escenarios europeos. A el Hombre de la Media Barba, hijo del recientemente fallecido Chen Kai, quien es parte del elenco internacional de The Illusionists, que hace pocas semanas sostuvo temporada en un teatro capitalino.

Javier Rendón es de los de la nueva hornada. Estudia actuación mediante una beca del Fonca y busca que la magia, que le viene de familia, pues ambos de sus progenitores la practican profesionalmente, se incluya dentro del arte teatral de Bellas Artes.

Aunque no nació en el país , Kevin James, estadunidense, también puede considerarse paisano al estar casado con una mexicana. James que lo mismo trabaja en circos que en sala, ha incursionado en territorio europeo con su patiño colombiano, un genial imitador de Chaplin .

Reducto de encantadores

Para quienes rondan el medio siglo de existencia y crecieron y pasaron su infancia con la barra televisiva, el nombre de Chams les debe traer recuerdos, al igual que una tienda famosa frente al Reloj Chino, en Bucareli, establecimiento que aún sigue en pie ahora bajo el encargo de su viuda, Isis, o como muchos la identifican, La Maga 1515 por la similitud de las grafías, quien detrás del mostrador lamenta que ante la proliferación de magos amateurs éste, al que considera todo un arte, ha decaído.

En la no tan pequeña accesoria se pueden encontrar libros, material para realizar trucos, otros para jugarle bromas a los conocidos y equipamiento para payasos, y se guardan con celo un par de palomos que acompañaron a Chams, quien falleció hace cuatro años, en sus presentaciones y que permanecen vivaces en su jaula afuera del establecimiento.

 

Últimas noticias