Propone IP plan para garantizar abasto de alimentos y medicinas

Compartir en Facebook Compartir en Whatsapp

Ciudad de México. Con el fin de evitar el desabasto de productos de primera necesidad, así como actos de rapiña y robos en carreteras, la industria de autotransporte propuso al gobierno federal implementar un programa para “blindar” el suministro de mercancías bajo estrictas medidas de protección sanitarias contra el coronavirus y de seguridad en los trayectos.

José Refugio Muñoz López, vicepresidente ejecutivo de la Cámara Nacional del Autotransporte de Carga (Canacar) dijo que si bien ese sector tiene plena confianza en las medidas y gradualidad que ha tomado el gobierno ante la pandemia, también les han hecho saber que  el problema va ir escalando. Ante ello indicó que esta industria debe estar preparada, pues las siguientes medidas serán más restrictivas.

Algo que no se debe de parar y tenemos que cuidar que no se detenga, aún y cuando entremos en las etapas más críticas de esta pandemia, lo que  tenemos que garantizar que no se detenga es el abasto”.

Indicó que por la naturaleza de su trabajo, los operadores de los camiones encargados de entregar las mercancías en todo el país no pueden hacer home office (trabajo en casa), por lo que ese sector busca plantear al gobierno un programa para garantizar el abasto, en el que intervengan las secretarias de Comunicaciones y Transportes (SCT), de Seguridad y Protección Ciudadana (SSPC), de Economía, y de Hacienda y Crédito Público (SHCP), así como los gobiernos estatales, la iniciativa privada (que ellos representan) y los usuarios de los servicios de transporte de carga.

Detalló que esta estrategia para garantizar el abasto de combustibles, alimentos y medicinas tiene cuatro ejes, que son la coordinación de los actores involucrados; las acciones sanitarias que se aplican en cada empresa y las que deben tener en todos el trayecto, desde el origen hasta el destino.

En tercer lugar, dijo se encuentran las acciones de seguridad, que requieren centros de reacción similar al modelo implementado en Puebla y que también incluye paradores, que son más de 400 lugares donde puedan pernoctar los operadores con medidas de seguridad y sanitarias.

Aunado a ello, indicó que son necesarias medidas económicas para garantizar que  no se detenga la actividad. Esta incluyen acciones tanto fiscales como financieras.

Muñoz López pidió que de manera urgente se instale el Comité Interinstitucional para garantizar el abasto y atender la emergencia sanitaria, el cual sea encabezado por Javier Jiménez Espriu, quien es titular de la SCT. “Le hacemos un llamado a que asome la cabeza y actúe de manera muy consecuente con el problema que estamos enfrentando y que antes de que el problema se agrave”, dijo.

Tenemos que blindar toda la cadena de suministro y sobre todo, somos insistentes, en los paradores. Es momento ya de que la autoridad se ponga a trabajar y a definir ya cuáles son estos paradores”, subrayó Muñoz González.

Enrique González Muñoz, presidente de Canacar, destacó que si bien el sector tiene problemas, como la inseguridad, tienen el compromiso con la sociedad de mantener el abasto. “Hoy no es momento de frenar y recapitular qué se hizo hacia atrás, buscaremos con la cabeza de sector, SCT algunos temas a precisar para que con la sinergia y la SHCP podamos tener un aprovechamiento y desempeño mayor”, dijo.

Sobre el cierre parcial de fronteras, el directivo minimizó que vayan a existir problemas, pues no incluye mercancías ni productos.

La industria de auto transporte de carga moviliza el 80 por ciento de las mercancías en todos el territorio y cuenta con alrededor de 150 mil permisionarios, de los cuales el 97.5 por ciento son micros, pequeñas y medianas empresas (mipymes), es decir, tienen de una hasta 30 unidades de autotransporte.

 

Últimas noticias