Altor, la casa de bolsa que va por las pequeñas empresas

Compartir en Facebook Compartir en Whatsapp

Ciudad de México. En latín, Altor significa el que sostiene o protege a otro, y es justamente lo que Sylvia Martínez, directora de Proyectos Estratégicos de Altor Casa de Bolsa, quiere conseguir con esta nueva entidad financiera: ser un soporte económico para el país, dado que su inversión es una muestra de confianza en el futuro de México, además de que acercarán el mercado de valores a las medianas empresas.

La historia de esta casa de bolsa, cuyo socio principal es Fernando Aportela, ex subsecretario de Hacienda, apenas inicia, pues fue en diciembre pasado cuando la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) le concedió el permiso para constituirse, y será en enero de 2021 cuando comenzará a operar de manera formal.

En este año, explicó Martínez, se viene el camino más complicado, pues antes de ponerse en marcha, la casa de bolsa debe instalar todos los sistemas, conectarse a las dos bolsas de valores que operan en México y hacer pruebas de seguridad. Una vez que cumplan con esos detalles, la CNBV dará la última aprobación y la institución arrancará operaciones.

En entrevista con La Jornada, la ex directora fiduciaria de Evercore Casa de Bolsa, donde conoció a Fernando Aportela —firma que hasta 2017 fuera dirigida por Pedro Aspe, secretario de Hacienda en el sexenio de Carlos Salinas de Gortari—, resaltó que ha sido un gran reto, pues desde la concepción de la idea, hasta su aprobación ha pasado año y medio, tiempo que coincidió con el cambio de gobierno.

Martínez no esconde su emoción por el nuevo proyecto, al cual no duda en calificar como su hijo, profesionalmente hablando. Al tiempo que habló de dos personas clave en su carrera: “Fernando es alguien muy inteligente, nos complementamos, él pondrá su experiencia y yo la ejecución. A Pedro Aspe le aprendí de su gran liderazgo, estómago frío y cabeza bien ubicada”.

Ese aprendizaje la tienen hoy al frente de una nueva casa de bolsa, cuyo objetivo principal es llevar el mercado de valores a las medianas empresas, las cuales enfrentan grandes barreras de financiamiento relacionadas con su tamaño. “La realidad es que el mercado sólo se interesa en las empresas triple A”.

Al estudiar el nicho de mercado que busca Altor Casa de Bolsa, explicó Martínez, encontraron que existen alrededor de 3 mil 250 empresas medianas con la capacidad para llegar al mercado de valores; no obstante, el trabajo es arduo, pues debe haber un proceso de estimulación y maduración.

Sobre la incertidumbre que ha mermado al mercado de valores, provocando incluso que no haya una sola colocación de acciones en dos años, Martínez señaló que Altor lo ve como una oportunidad, pues la realidad es que el sector que está detenido es el de las grandes empresas, no el de las medianas. “Necesitan un impulso y buscamos dárselo”.

Asimismo, enfatizó que en un ambiente de bajo crecimiento económico, su entrada al mercado bursátil es una señal de confianza para los inversionistas: “Somos un grupo de personas que lo único que tiene es sus años de trabajo en el sector, talento y la decisión de apostar por México. Esa es una buena señal”.

En esta nueva aventura, dijo Martínez, tanto la Bolsa Mexicana de Valores, como la Bolsa Institucional de Valores, serán aliados clave; sin embargo, la afinidad de esta última por las medianas empresas será de gran valor, además de que su directora, María Ariza, al igual que ella, sabe lo que es abrir brecha en un sector dominado históricamente por hombres.

“Debo ser sincera, la experiencia me ha demostrado que en algún punto a las mujeres nos hacen una doble prueba, tienes que demostrar con más capacidad, tenacidad, resistencia. Veo a María Ariza como una aliada, pero también a la BMV, la realidad es que nosotros queremos ser incluyentes, queremos incluir a la mediana empresa, BIVA tiene un espacio exclusiva para esto, pero eso no significa que la BMV no”, destacó.

La directiva de la nueva casa de bolsa señaló que en línea con el programa de infraestructura que tiene del gobierno de México, su oferta buscará involucrar a las empresas medianas, además de impulsar la inclusión financiera bursátil del país.

Entre los factores diferenciadores de Altor, destacó la alta especialización en temas de intermediación, estructuración y de servicios financieros de su equipo. “Esto permitirá ofrecer un amplio espectro de opciones para responder a la creciente demanda de financiamiento bursátil que requieren los diferentes sectores productivos”.

Últimas noticias