Confía IP en Monreal para frenar entrada de autos ‘chocolate’

Compartir en Facebook Compartir en Whatsapp

Ciudad de México. Hoy es el último día que tiene el Congreso para enviar la Ley de Ingresos de la Federación (LIF) 2020 al Ejecutivo, pero quedó congelado un punto. La iniciativa privada tiene puestas sus expectativas en que el cabildeo con el senador Ricardo Monreal, coordinador de la bancada de Morena, vuelva a tener efecto para frenar la entrada regular de autos chocolate -vehículos de reuso provenientes en su mayoría de Estados Unidos- al país.

"Confiamos mucho en el Senado (...) Y además confiamos en la palabra del senador Monreal", aseguró Felipe Peña, presidente de la Comisión de Transporte de Confederación de Cámaras Industriales (Concamin), en una conferencia de prensa donde la iniciativa privada, comandada por el Consejo Coordinador Empresarial (CCE), sentó las advertencias si se regularizan dichos vehículos.

El tema había sido reiterado por la industria en fechas recientes, pero tomó mayor revuelo en los últimos días cuando las Cámaras del Congreso rebotaron la regularización de estos vehículos al país. En el origen, los diputados aprobaron el rubro en la LIF, el Senado la frenó con un "lástima Margarito" a sus pares en la Cámara baja, que espetó Monreal. Ayer, la misma bancada de Morena volvió a colocar el tema en un transitorio de la ley con el argumento de que las personas de más bajos recursos en el país sólo pueden comprar carros chocolate.

Los efectos de esta regularización se verá en empleos, abundó Guillermo Rosales, director general de la Asociación Mexicana de Distribuidores de Automotores (AMDA), quien dijo para 2021 sólo en el ámbito de la distribución se perderían 20 mil empleos y la recaudación de impuesto al valor agregado (IVA) -que se estima en 42 mil pesos en promedio por vehículo nuevo, mientras en un chocolate es de 3 mil 200 pesos- podría caer hasta en 50 mil millones.

Guillermo Prieto, presidente de la AMDA, abundó que se vendieron en 2016 un millón 600 mil vehículos. Han hilado 28 meses de pérdidas, "seguramente serán algunos meses más". Este 2019 esperan la venta total de un millón 300 mil vehículos, una merma de 9 por ciento frente a 2018.

Para 2021, las proyecciones apuntan a que el sector tendrá ventas por un millón de vehículos, si se regularizan los autos chocolate la estimación baja a 900 mil, con lo que la industria se habría hundido 43 por ciento en cinco años.

Rosales llamó la atención sobre la discusión que se dio en la Cámara de Diputados, debate que encabezó Teresita de Jesús Vargas, de Morena. Sirve para "un análisis sociológico la versión estenográfica" porque, dijo, "no hay datos". Apuró su conclusión el industrial sobre la propuesta de regularización: "es una decisión de carácter populista".

Asimismo, Eduardo Solís, presidente de Asociación Mexicana de la Industria Automotriz, dijo que si bien se ha trabajado con las secretarías de Hacienda, Economía, Gobernación y Seguridad Ciudadana, el Servicio de Administración Tributaria y la Consejería Jurídica de Presidencia, para dar salida al tema, no bajarán "la guardia" independientemente de lo que se apruebe la siguiente semana en el Senado.

Coparmex pide a Senadores no aprobar regularización de autos chocolate

México requiere de una economía formal y legal, afirmó la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) ante la insistencia de la Cámara de Diputados de legalizar los autos ilegales, mejor conocidos como chocolate.

Después de que los legisladores de la Cámara baja volvieron a incluir el artículo transitorio en la Ley de Ingresos de la Federación para 2020, el organismo empresarial llamó al Senado de la República a “mantener firme su decisión de no dar paso a la insistencia” de esa disposición, pues “privilegia la ilegalidad y daña la industria formal”.

Coparmex indicó que la incorporación de ese artículo transitorio que abre la puerta para regularización de este tipo de vehículos, es una decisión tomada sin consultar al sector y que puede llevar al cierre de muchas empresas de la industria automotriz y toda su cadena productiva.

El organismo pidió a los legisladores tomar en cuenta que los ingresos tributarios se verán severamente afectados, pues la federación dejará de recaudar por conceptos de ISR, IVA y el ISAN, como consecuencia de la disminución de producción y ventas de la industria automotriz.

Últimas noticias