EU, tetracampeón mundial femenil; 2-0 a Holanda

Compartir en Facebook Compartir en Whatsapp

Lyon. Estados Unidos dejó claro que en el futbol femenil no hay rival que rasgue su corona, luego de vencer 2-0 a Holanda y conseguir su cuarto título mundial con un bicampeonato. Después de un certamen en el que avanzaron invictas, las estadunidenses se alzaron con el trofeo frente a unas holandesas que fueron incómodas, pero no pudieron derribar al coloso del balompié de mujeres.

Una aguerrida Megan Rapinoe dio la ventaja a las estadunidenses al cobrar un penal al minuto 61, mientras la joven estrella Rose Lavelle selló la victoria con un sorprendente disparo, al 69.

Con el silbatazo final, las jugadoras se abrazaban emocionadas en el centro del campo: eran campeonas. Una marea de festejos se desató en las gradas, donde los aficionados vestidos de rojo, blanco y azul ovacionaban a su equipo mientras coreaban ¡pago equitativo!, en referencia a la demanda que las jugadoras presentaron en marzo a la Federación Estadunidense de Futbol acusando discriminación de género.

Este es realmente un grupo de jugadoras formidables y de personas excepcionales. Pusieron su corazón y su alma en esta aventura. No tengo palabras para agradecérselo lo suficiente. Es fantástico, dijo Jill Ellis, quien se convirtió en la primera entrenadora en conseguir un bicampeonato tras el título de Canadá 2015.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, felicitó a las campeonas con un mensaje en redes sociales. Felicitaciones al equipo de futbol femenino estadunidense por su victoria en la Copa del Mundo. ¡Un partido bello y emocionante, Estados Unidos está orgulloso de todas ustedes!

No obstante, la estratega reveló que hasta el momento no había sido notificada sobre una visita a la Casa Blanca. No apostaría que vayamos a recibir una invitación.

Lyon se vistió de gala con las dos aficiones más coloristas del Mundial, pero la igualdad en las tribunas no se trasladó al césped, con un equipo estadunidense netamente superior.

Holanda no quería ser una víctima más de las estadunidenses y en los primeros minutos fue frontal y le complicó el juego a sus adversarias. Las europeas intentaron sorprender con un contragolpe de Vivianne Miedema, pero la arquera Alyssa Naeher estaba alerta.

La escuadra norteamericana fue paciente, empezó con un ritmo bajo, pero una vez que descifró el esquema holandés aumentaron el nivel hasta encerrar a su rival.

Cuando la presión caía sobre la meta de las holandesas, la defensa Stefanie van der Gragt propinó una patada en el hombro a Alex Morgan. La jugada era cerrada y para evitar polémica, la silbante francesa Stephanie Frappart recurrió al videoarbitraje y validó un penalti.

La oportunidad de oro estaba puesta para Estados Unidos y Megan Rapinoe cobró la pena máxima con autoridad; un disparo cruzado sin miramientos fue suficiente para derribar a la arquera Sari van Veenendaal, quien en el torneo se había convertido en una muralla.

Holanda, que había generado poco peligro en el partido, intentó quebrar la desventaja, pero el nerviosismo la venció y sufrió un segundo golpe. Una veloz Rose Lavelle se filtró en solitario al área y tras quitarse la marca lanzó un disparo cruzado que se incrustó en el ángulo derecho.

Holanda modificó su esquema, pero no logró recuperarse, sus jugadoras sentían la derrota, mientras la tristeza se filtraba en los gestos de angustia de sus aficionados.

Megan Rapinoe, quien salió de cambio 10 minutos antes del final, ya abrazaba a sus compañeras en espera del último silbatazo para confirmar el triunfo. En la cancha, la selección de Estados Unidos fue mesurada, supo jugar con la desesperación del rival y salió de nueva cuenta como campeona.

El Mundial que se termina en Francia ofreció una visibilidad inédita en el balompié femenino, entre audiencias récord de televisión, estadios llenos y espectáculo en el terreno de juego.

La Federación Internacional de Futbol Asociación indicó que hubo más de mil millones de telespectadores en todas las plataformas (televisión y redes sociales), el doble de lo alcanzado durante la Copa del Mundo 2015. Y aún quedan por añadir las cifras de la final entre Estados Unidos y Holanda.

Últimas noticias