Balance de la jornada / Las cosas difíciles al 'Tata'

Compartir en Facebook Compartir en Whatsapp

 
Importantes conclusiones podrá sacar Gerardo Tata Martino tras la final Cruz Azul-América. La primera y más apabullante para sus intereses: ambos equipos dan total prioridad a sus foráneos y con ello le reducen drásticamente las posibilidades de elección. Apenas saltan a la vista Diego Lainez, por los amarillos, y Roberto Alvarado, por los celestes. Tienen más mexicanos, pero están rumiando en la banca y a varios ya se les pasó la edad, inclusive están al borde del retiro.

Era mucho lo que estaba en juego. El duelo de ida quedó ahogado en la tensión, el miedo a perder convirtió a Águilas y celestes en figurines titubeantes haciendo fintas, aunque los cementeros estuvieron más cerca del gol, pero en general la primera parte del llamado clásico joven resultó un espectáculo deplorable, soporífero, con jugadores agazapados, expectantes y sin arrestos para vestirse de héroes. El arbitraje se puso a tono, incluido el VAR. Fue un partido surrealista, pero acorde con lo que ha sido el torneo: con escasas pinceladas de calidad. En la vuelta La Máquina se hizo humo.

En octubre de 2017 Emilio Azcárraga Jean renunció como CEO de Televisa y se puso al frente de la división Futbol de su empresa. Un año después sonríe con su cuarto cetro en 20 años; un logro muy significativo que lo ubica como el más grande, con 13 títulos, y que va aderezado por el campeonato femenil y el de la Sub-17. Billy Álvarez seguirá con uno solo en 38 años y escudriñando una vez más las razones de un equipo patético que rehusó tomar la iniciativa en la gran final. El americanismo está de fiesta.

Las Chivas culminaron su mal año. No se esperaba otra cosa en el Mundial de Clubes, el discurso triunfal de José Cardozo siempre sonó hueco, infundado. El equipo tapatío fue a tierras árabes a exhibirse como lo que es: un plantel en picota que llegó a la cita desmembrado, con sólo retazos de aquel que triunfó en la Concachampions. Equipo que, subraya José Luis Higuera, no se vende, pero cuya aspiración para los próximos torneos será la de sobrevivir en la mediocridad.

A los Vergara les ocupa más lo superficial que lo de fondo. Las Chivas estuvieron impetuosas, desbocadas ante el japonés Kashima Antlers, con ganas, pero sin ideas, e irreconocibles con su camiseta con diseño de jerga; se dejaron vencer el sábado por un rival quizá con menos futbol que los superó en espíritu y coraje... Fue cuestión de tiempo para que a Jorge Vergara le rebotaran en pleno rostro sus propias burlas; criticó al América de ir al Mundial de Clubes a comer sushi, ahora los suyos regresarán igual, con las manos vacías.

Ningún movimiento alentador ha realizado José Luis Higuera, salvo la adquisición de Alexis Vega, y sigue deshaciéndose de jugadores talentosos, así que difícilmente podrá mejorar el 39 por ciento de efectividad logrado en el torneo Apertura 2018. A Amaury Vergara le interesa más por ahora vigilar la acogida que ha tenido su película.

Se dice que cuando las Chivas andan bien, el Tri goza de buena salud, pero no todo son malas noticias para Martino, pues el equipo Sub-20 del Guadalajara se coronó en esa división. Talento hay, lo que pasa es que está reprimido, relegado, asfixiado. Alentador resulta el trascendido de que el estratega argentino, quien ganará 2.25 millones de dólares al año, pretende armar un plantel rascando en la árida Liga Mx, para trabajar un equipo a conciencia sin depender tanto de los caprichosos mexicanos que juegan en el extranjero.

También América alzó la mano en categorías inferiores, a cargo de Alfredo Tena. La Sub-17 se coronó en su circuito al imponerse a los Tigres. Irónico, campeón y subcampeón de equipos que se distinguen por su adicción a comprar jugadores y no dar oportunidad a sus fuerzas básicas. Cruz Azul logró el cetro Sub-15, título que cobra más valor por haber sido conquistado frente a los Tuzos del Pachuca, toda una potencia en divisiones menores.

Las chicas de Leonardo Cuéllar destronaron a las Tigrillas. La Liga Mx Femenil está siendo el reflejo de la varonil. Mientras en el máximo circuito hay seis o siete aspirantes permanentes al título y el resto de los equipos transita por la cuerda floja, la liga de mujeres también se reduce a cuatro o cinco candidatos que ya rotaron el cetro: Pachuca, Chivas, Tigres y América. La decepción en la rama femenil fueron las Rayadas del Monterrey y las Xolas. Las fronterizas arrancaron los certámenes con gran expectativa, pero con Andrea Rodebaugh al frente no han hecho nada.

Toluca se deshizo de jugadores clave: Rubens Sambueza pasó a Pachuca, Alexis a Chivas y Luis Quiñones retornó a Tigres. Los Pumas también padecen, se quedaron con las ganas de hacer regresar a Ismael Sosa, quien pasó al Pachuca y el directivo auriazul Leandro Augusto admitió que no habrá refuerzos, no hay presupuesto. Lobos BUAP se aferra al empresario Mario Mendívil y se dispone buscar cuatro jugadores.

Últimas noticias