Groenlandia sufre derretimiento récord de su hielo en 2019

Compartir en Facebook Compartir en Whatsapp

Groenlandia perdió 532 mil millones de toneladas de hielo por derretimiento en el verano boreal de 2019, una cantidad récord, suficiente para sumergir a todo el estado de California bajo 1.25 metros de agua, de acuerdo con un informe de mediciones satelitales publicado el jueves. Esto equivale a más de 532 billones de litros de agua.

Las cifras superan de lejos la pérdida anual promedio de 235 mil millones de toneladas de hielo desde 2003, así como el récord anterior de 464 mil millones de toneladas en 2012, de acuerdo con el informe publicado en Nature Communications Earth & Environment. El estudio reveló que hubo muchos años en el siglo XX en los que Groenlandia ganó hielo.

“La capa de hielo de Groenlandia no solo se derrite, sino que lo hace a un paso cada vez más rápido”, dijo el autor principal del estudio, el geólogo Ingo Sasgen del Instituto Alfred Wegener de Alemania.

El derretimiento groenlandés el año pasado agregó 1.5 milímetros al alza global del nivel del mar. Parece una cifra pequeña, pero “para nuestro mundo es enorme, sobrecogedor”, dijo el experto en hielo de la NASA Alex Gardner, coautor del estudio. Si se le suman el derretimiento de otras capas de hielo y glaciares y la expansión del océano a medida que se calienta, el resultado es el lento ascenso del nivel de los mares, con inundaciones costeras y otros problemas, añadió.

Si bien las cifras generales de derretimiento en Groenlandia se remontan a 1948, desde 2003 los científicos cuentan con registros precisos, porque los satélites de la NASA miden la gravedad de las capas. Es como colocar el hielo en una balanza y pesarlo a medida que se derrite y se escapa el agua, dijo Gardner.

En los dos años anteriores al récord, el promedio de derretimiento fue de apenas 98 mil millones de toneladas. Eso demuestra que existe un segundo factor, llamado bloqueo de Groenlandia, que eleva o reduce el derretimiento relacionado con el clima, dijo Gardner.

Hay dos factores estivales en el clima de Groenlandia, dijo Gardner. El año pasado, el bloqueo —un sistema de alta presión sobre Canadá que altera la corriente en chorro boreal— hizo que aire cálido del sur llegara desde Estados Unidos y Canadá a Groenlandia, lo que acentuó el derretimiento.

En 2017 y 2018, al faltar ese bloqueo, el aire frío del Ártico llegó de mar abierto a Groenlandia, lo cual resultó en un verano más templado.

El derretimiento de este año ha sido menos grave, más parecido a la norma reciente, dijo Ruth Mottram, experta en huelo del Instituto Meteorológico Danés, quien no participó en el estudio.

Mottram y otros científicos dijeron que los cálculos de Sasgen tienen sentido. En su estudio en el International Journal of Climatology de este mes, ella obtuvo resultados similares y calculó que la temperatura estival en las regiones costeras de Groenlandia se ha elevado en 1.7 grados Celsius desde 1991.

Últimas noticias