Hallan "asombrosa y única" estructura en forma de círculo cerca de Stonehenge, GB

Compartir en Facebook Compartir en Whatsapp

Londres. Una asombrosa y única estructura prehistórica de 4 mil 500 años de antigüedad, que forma un círculo de más de 2 kilómetros de diámetro, fue descubierta cerca del célebre sitio megalítico de Stonehenge, en el sudoeste de Inglaterra, anunció este lunes la Universidad Saint Andrews, de Escocia.

De acuerdo con esa casa de estudios, los expertos creen que el esfuerzo invertido en la construcción del circuito de 2 kilómetros de diámetro, y que incluye una veintena de fosos de 10 metros de diámetro y 5 de profundidad, reflejan la existencia de un importante vínculo cosmológico entre ambos sitios. El descubrimiento es un nuevo anillo de ejes prehistóricos a poco más de tres kilómetros de los famosos megalitos.

Esas características tan enormes, unidas quizá por una línea interna, guiaban a las personas hacia los sitios religiosos dentro del círculo, o les advertían que no estaba permitido cruzar más de los fosos, señaló el texto.

Las pruebas de carbono arrojaron que la obra fue construida hace 4 mil 500 años, por la misma época que se edificaron los llamados Muros de Durrington, que da nombre a un poblado neolítico situado a unos dos kilómetros de Stonehenge.

Según los arqueólogos, esas excavaciones habrían marcado los límites de una zona sagrada en la época neolítica, asociada a la aparición de los primeros agricultores en Gran Bretaña, y a la edificación de imponentes estructuras rituales.

 

 

Sin embargo, ninguna estructura prehistórica en Reino Unido rodea una zona tan grande como el círculo de excavaciones en Durrington, y es actualmente única, subraya el comunicado.

Para Richard Bates, de la escuela de ciencias medioambientales de la Universidad Saint Andrews, este descubrimiento da una visión del pasado que muestra a una sociedad aún más compleja de lo que podíamos imaginar.

Estas prácticas manifiestamente elaboradas demuestran que la gente estaba entonces en armonía con los acontecimientos naturales de una manera difícil de concebir en el mundo moderno.

Sostuvo: una vez más, el uso de un esfuerzo multidisciplinario con teledetección y muestreo cuidadoso nos da una visión del pasado.

Tim Kinnaird, de la misma escuela, sostuvo: “los rellenos sedimentarios contienen un rico y fascinante archivo de información ambiental antes desconocida.

Con perfiles de luminiscencia y datación estimulados de forma óptica, podemos escribir narraciones detalladas del paisaje de Stonehenge durante los pasados 4 mil años.

El anuncio de este descubrimiento se produce justo después de las celebraciones del solsticio de verano en Stonehenge, que por lo general congregan a miles de personas, pero que este año tuvieron lugar vía Internet debido a la pandemia del nuevo coronavirus.

Nick Snashall, arqueólogo en el Stonehenge y Avebury World Heritage Site, saludó el hallazgo asombroso que ofrece una nueva visión sobre la vida y las creencias de nuestros antepasados del neolítico.

 

Últimas noticias