Lanza Sheinbaum estrategia contra robo de celulares

Compartir en Facebook Compartir en Whatsapp

Ciudad de México. La jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum Pardo, puso en marcha una estrategia para evitar la venta de teléfonos celulares robados, con el bloqueo de los aparatos a través del número IMEI (International Mobile System Equipment Identity, por sus siglas en Inglés). 

Se trata de una campaña para que los usuarios de telefonía celular registren dicho código en el sistema Locatel o la aplicación para aparatos móviles del gobierno capitalino, Alameda Central, para que en caso de robo o extravío, puedan solicitar el bloqueo del aparato, llamando al mismo Locatel o al operador con el que se tiene contratado el servicio, para que ya no se pueda utilizar y de esta forma evitar su venta. 

Para obtener el número IMEI sólo se tiene marcar en el teléfono móvil *#06# y se desplegará la clave en la pantalla compuesta de 15 dígitos y proceder a su registro.

Acompañada de representantes de las distintas empresas telefónicas, la titular del ejecutivo local también anunció que mañana se publicará en la Gaceta Oficial de la Ciudad de México un decreto por el que se prohíbe la venta la teléfonos móviles en los tianguis, que son principalmente robados.

Asimismo, agregó, se trabaja en la creación de un mecanismo para que en la venta de estos aparatos se lleve un registro con los nombres de las personas que los adquieren en establecimientos comerciales. 

A lo anterior, subrayó, Sheinbaum Pardo, se suman las propuestas de reforma al Código Penal capitalino —que se enviarán esta tarde al Congreso local, junto la iniciativa de Ley de Seguridad Ciudadana— para endurecer las penas por el robo de teléfonos celulares. 

Según datos de la Encuesta de Victimización y Percepción sobre Seguridad Pública se calcula que al día son robados mil 972 aparatos telefónicos móviles y se presume que la cifra negro de ese delito es de 99 por ciento.

Lo anterior, según datos del gobierno de la ciudad, implica un daño patrimonial de 9 millones 800 mil pesos diarios, considerando un precio medio de 5 mil pesos por teléfono.

Además, establece que el hurto de este objeto significa también un robo de identidad de la víctima, por la cantidad de datos personales que se almacenan en esos dispositivos.


Últimas noticias