Piden a Sheinbaum parar corrupción que priva en la CEDA

Compartir en Facebook Compartir en Whatsapp

Ciudad de México.  Al mismo tiempo que en la Central de Abasto (Ceda) comenzaban las obras para su transformación, productores, comerciantes de flores, frutas y hortalizas, comerciantes, transportistas, comercio popular credencializado, acomodadores de autos, carretilleros, bodegueros, diableros, entre otros, emplazaron a la jefa Gobierno Claudia Sheimbuan a “poner un alto a la corrupción financiera, administrativa y legal” que, aseguran, priva en la Central de Abasto.

Aglutinados en el “Movimiento por la Transparencia y la Legalidad de la Central de Abasto para Garantizar su Operatividad”, las organizaciones integrantes del citado movimiento anunciaron paros escalonados en la distribución de alimentos.

Emplazaron a Sheimbuan Pardo, “a dar respuesta en no más de una semana y acudir a nuestras instalaciones o de lo contrario”, dijeron,  “adoptarán medidas de presión de alto impacto pues no debe olvidar que somos quienes acercan los alimentos a los habitantes de la CDMX y podemos dejar de hacerlo. Tenemos capacidad de movilización en toda la ciudad, 329 mercados son nuestros aliados”, aseveró Héctor Merino Cerón al fijar la postura de la citada organización.

Durante una conferencia de prensa que ofrecieron en las instalaciones de la Expo Reforma,  demandaron se “transparenten los estados de cuenta financieros del Fideicomiso para la Construcción de la Central de Abasto de Ciudad de México pues a él entran millones de pesos anuales que no se reflejan en las instalaciones de la Central”.

Plantearon un pliego petitorio para “cortar de raíz la corrupción en la CEDA”, entre otros aspectos piden se transparenten los términos de los más de 10 contratos de concesión de servicios de peaje, baños, estacionamientos aéreos, pernocta, subasta, básculas, propaganda y publicidad.

Así mismo demandaron aclarar “la existencia de una nómina de 906 trabajadores en el Fideicomiso ya citado que no da resultados en favor de la Ceda pero generan una erogación anual de 215 millones de pesos en salarios” y aclarar el destino de “las millonarias sumas producto del cobro por uso de piso a vendedores de calabaza, navideños, flores y romería y por permitir el uso de las áreas comunes para comercio lo que viola el reglamento interno”.

Por otro lado expusieron que el  pasado 22 de marzo se aplicó un aumento del 16 por ciento en la cuota de mantenimiento de la Central de Abastos AC (Cedaac) con retroactividad a partir del 1 de enero a los más de 10 mil comerciantes de este centro de distribución por parte del Fideicomiso, sin que a la fecha se haya explicado el motivo de tal aumento.

Sin embargo, esta cuota de mantenimiento destinada a seguridad, infraestructura, recolección de basura y modernización de la Central, entre otros, no se ve reflejada en los hechos desde hace décadas.

Indicaron que dicho incremento “los ingresos del Fideicomiso pasarán de 180 millones de pesos anuales en 2018 a 208 millones de pesos para este 2019 sin que sepamos el destino que este recurso tendrá”.

Ante esta situación los involucrados en este Movimiento, “hicimos llegar un oficio a la jefa de Gobierno de la Ciudad de México, para que informe el porqué del aumento sin embargo ha hecho oídos sordos”. Al tiempo que integrantes del citado movimiento ofrecían la conferencia otro grupo protestaba afuera de las oficinas administrativas de la Ceda y cerraba vialidades en el Centro de Mercadeo.

 

Últimas noticias