Propone la Iglesia proyecto educativo para todo el país

Compartir en Facebook Compartir en Google Compartir en Whatsapp

Ciudad de México. En algunas escuelas de Morelia, Michoacán, la Iglesia católica implementa un programa de educación para la paz y busca que éste llegue a nivel nacional.

El vicepresidente de la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM), Carlos Garfias Merlos, dijo que la iniciativa es que este programa “sea parte de la propuesta básica de estudios en el sistema institucional y en todos los demás espacios donde podamos implementarlo”.

Explicó que el programa prevé talleres a los docentes que trabajan con menores de edad, les enseñan valores y a convivir en paz.

Durante su participación en la presentación del documental Tragedia y Crisol del Sacerdocio en México -que expone cómo los ministros de culto han sido alcanzados por la violencia generalizada que se vive en el país-, Garfias Merlos presentó el proyecto de Prevención y Atención de Personas Víctimas de la Violencia.

Pidió ver la violencia como un problema de salud pública lo que implica reconocer que el esfuerzo por erradicarla debe ser multidimensional; “que para identificar los principales factores de riesgo se requiere la cooperación de todos los sectores públicos y privados”.

En la Cámara de Diputados, también presentó el Proyecto Integral para la Construcción de Paz, con el que se busca intervenir en la reconstrucción del tejido social y la convivencia pacífica.

Señaló que la realización de este proyecto parte de tres líneas de acción: atención y acompañamiento a víctimas de la violencia; capacitación, prevención y dignificación de la persona, y vinculación del impacto social.

Garfias Merlos destaco que en el actual contexto de violencia, “hoy más que nunca nuestras sociedades necesitan "artesanos de paz".

Por su parte, el secretario general de la CEM, Alfonso Miranda Guardiola, habló sobre el trabajo que realiza la Iglesia católica en favor de los derechos humanos.

Respecto del documental Tragedia y Crisol del Sacerdocio en México, su realizador el presbítero Omar Sotelo, director del Centro Católico Multimedial, señaló que ésta “anuncia la tragedia de uno de los sectores sociales que se ha visto afectado por la violencia. Así como las mujeres y los periodistas en México, los sacerdotes en el país son asediados, extorsionados, torturados, asesinados y difamados aun después de muertos”.

Las causas, agregó, “son multifactoriales pero sin duda alguna el objetivo es uno, eliminar a un estabilizador social como lo es un sacerdote en su comunidad para así enquistar la cultura del terror, del silencio, elementos claves para favorecer el desarrollo de la corrupción y la injusticia y por supuesto la violencia”.

El país, continuó, es uno de los más peligrosos para el ejercicio sacerdotal. En el 2018 se registraron 14 asesinados en el continente americano, siete fueron en México.

Últimas noticias