Plácido Domingo "le canta a Torreón"

Compartir en Facebook Compartir en Google Compartir en Whatsapp

Torreón, Coah. “Poco a poco iremos perdiendo la formalidad”, prometió Plácido Domingo a los miles de asistentes al concierto “Plácido le canta a Torreón”, el jueves por la noche en la plaza Mayor, y así fue.

El tenor y barítono entró al escenario en punto de las 19:51 con un bloque de ópera amenizado por la Orquesta Sinfónica del Desierto, esta vez bajo la dirección de Eugene Kohn. El intérprete español alternó el segmento de inicio con Mario Rojas, tenor originario de Torreón, recién graduado de la Opera de Chicago. “Si es originario de aquí, habría qué traerlo”, le dijo a los más de 20 mil asistentes que según el conteo oficial, llenaron la explanada.

Las bodas de Luis Alonso abrió paso a la zarzuela y a la participación de Natanael Espinosa, director habitual de la Orquesta Sinfónica del Desierto. Plácido Domingo aprovechó Ay mi morena, de la comedia Luisa Fernanda, para presentar al coro infantil Voces Esperanza Azteca, Confió al público que durante los ensayos se hizo amigo de “Samantha, la más chiquitita”.

Domingo, quien en enero pasado cumplió 78 años y está por alcanzar su concierto cuatro mil, hizo escala en Torreón antes de viajar a Estados Unidos, para una gira por Nueva York y California.

“Vamos a hacer algo de música que ustedes conocen muy bien y les va a cantar una persona que lleva mi nombre, es mi hijo expuso. Y Plácido Domingo junior cantó el mambo Quién será, de Pablo Beltrán Ruiz y Luis Demetrio.

En popurrí, padre e hijo interpretaron Perfidia y Frenesí, de Alfredo Domínguez, y La última noche, de Bobby Collazo.

A las 21:28, hora y media después de concierto, preguntó: ¿Ya se quieren ir?

Como los asistentes le gritaron que no, el neoyorkino Eugene Kohn les preguntó en buen castellano: “¿Cuál canción les gustaría escuchar por el maestro Plácido?

... Y el público pidió Granada.

Domingo y su hijo también cantaron “Adoro” y minutos antes de las 10 de la noche se escuchó el mariachi. El tenor, director de orquesta y compositor apareció vestido con traje de charro y sombrero en mano entonó Paloma querida, Ella, México lindo y querido y El Rey.

Luego de más de dos horas de concierto, Plácido Domingo cerró con Bésame mucho, de Consuelo Velázquez, en versión rítmica del bolero que levantó de sus asientos a varios espontáneos.

Plácido Domingo también compartió escenario con las sopranos Eugenia Garza y Virginia Tola.

Últimas noticias