Desabasto de gasolina presiona alza en precio de alimentos: Alcano

Compartir en Facebook Compartir en Google Compartir en Whatsapp

Ciudad de México. De acuerdo a la Alianza Campesina del Noroeste (Alcano) la falta de gasolina y las heladas están presionando al alza los precios de los alimentos.

El secretario general, de la agrupación, Raúl Pérez Bedolla, dijo que es positivo combatir el robo de gasolina, pero estimó que también urge restablecer el suministro del combustible, porque ello presionará al alza el precio de los alimentos provenientes del campo.

Aunado a lo anterior expuso que en el noroeste del país hubo fuertes heladas que afectaron la siembra de hortalizas, maíz y trigo. Derivado de esta situación climática, los precios de hortalizas como cebolla, tomate rojo y chile serrano “alcanzarán alzas en sus precios de venta al consumidor de hasta 30 por ciento”.

Así, por ejemplo el precio del kilogramo de tomate rojo alcanzará los “40 pesos aproximadamente en los próximos días.

La cebolla blanca ya pasó de 28.90 hasta 40 pesos el kilo, el nopal cambray por 10 piezas a 35 pesos, el chile de árbol hasta 124.30, el huevo hasta 60 pesos el kilogramo”.

Al comentar las acciones emprendidas por el presidente Andrés Manuel López Obrador en el combate al robo de combustible, reconoció que ya era necesaria pues se había conformado toda una estructura interna en Petróleos Mexicanos (Pemex) apoyada por personal de policía federal, estatal, municipal.

Incluso ya se sabía de algunas tomas clandestinas de hidrocarburos, sin embargo no se procedió en contra de nadie.

Dijo que es necesario que López Obrador informe más a detalle sobre la red de “huachicoleros de cuello blanco y operador” para dar confianza y certidumbre a la población.

Ofreció apoyar la cruzada de combate al robo de combustible y denunciar cualquier acto ilegal que se produzca en comunidades donde haya integrantes de Alcano.

Dijo que si no se normaliza la distribución de gasolina se estará poniendo en riesgo a la planta productiva del país y alcanzaría la afectación al “bolsillo” del consumidor en toda clase de productos incluidos los alimentos provenientes del campo.

En cuanto al maíz y trigo dijo que aún no se cosechan, para estos granos su corte es para marzo y abril, respectivamente. Aunque los productores si tendrán afectación ya que existe la incertidumbre del pago de los seguros y reaseguros ante la nueva administración gubernamental.

“Si las indemnizaciones no llegan a tiempo a los agricultores afectados no tendrán oportunidad de hacer una resiembra de sus cultivos y registrarán pérdida aún no cuantificables”.

Últimas noticias