Espectáculos
Ver día anteriorLunes 12 de mayo de 2014Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

Rindieron homenaje al cantautor en Texcoco por sus más de 50 años de crítica social

Hay muchos temas para canciones; el sistema está más destructivo que nunca: León Chávez
Foto
León Chávez Teixeiro dijo que casi todos sabemos lo que sucede en México, pero casi nadie protesta. En la imagen, durante una entrevista con La Jornada en 2006Foto Francisco Olvera
Enviado
Periódico La Jornada
Lunes 12 de mayo de 2014, p. a14

Texcoco, Méx., 11 de mayo.

Hoy los mexicanos son tanto o más esclavos del capital, del dinero, que hace décadas; los jóvenes aceptan trabajos que les quitan su libertad, sus ganas de vivir, lo cual observamos cuando regresan tarde, cansados, en camiones, microbuses o Metro, a dormir un rato para el día siguiente estar de nuevo en el sitio donde se les irá la vida como la mugre por el agujero, expresó en entrevista León Chávez Teixeiro, quien recibió un homenaje por sus más de 50 años de cantautor popular y maestro de generaciones de músicos que no han claudicado ante el canto de las sirenas de la fama artificial y efímera, y que aunque no están en los medios de comunicación sus rolas se escuchan e interpretan en barrios de todo el país.

El pasado sábado, en el Jardín Municipal, de este municipio, en el Festival Cultural Texcoco 2014, músicos rupestres, rocanroleros probados y trovadores influidos por el canto honesto interpretaron uno o dos de los temas de Chávez Teixeiro, ante unas mil 500 personas, durante las cinco horas que duró el tributo, según los organizadores.

El público escuchó con atención cada una de las letras, verdaderos jalones a la conciencia social y crítica política de lo que se vive en la actualidad. Hoy, las creaciones de León están vigentes, su actualidad se ha revalidado y ha ganado nuevos adeptos.

Reconocimiento a la coherencia

El escenario se levantó en el centro del Jardín, donde cada día, pero sobre todo los fines de semana, las familias texcocanas pasean. Ahora, un motivo más para reunirse fue el reconocimiento a León Chávez Teixeiro, por su coherencia y valor moral.

A las 16:10, Guillermo Briseño abrió el homenaje. Expresó: “La historia, la música de León despierta algo en las personas que hace que muchos de nosotros digamos que sí. Por eso varios de sus amigos y admiradores le entramos a hacer el disco en el que interpretamos algunas de sus canciones. Grabé La vieja gorda y criada... Quien escucha las canciones de León va a conocer algo muy digno, porque se dirige a los temas que la gente vive. Su música es crítica, social. Las condiciones no han variado y sus canciones están vigentes y se han sobredimensionado”. En adelante, Briseño fungió como maestro de ceremonias.

Por su parte, Gerardo Enciso, de una generación más joven, declaró: Las letras de León hablan de la situación real de un país hecho pedazos. Su poética es trabajada y ha influido en toda mi generación.

A su vez, El Mastuerzo, quien se presentó con [email protected] [email protected] del Maíz, dijo: Este acto demostró que muchos tenemos que ver con lo que ha hecho León Chávez. Sus canciones siguen peleando el tiempo y el espacio; para mí fue una manera de expresar el cariño que siento por la gran persona que es. Es el papá musical de muchos de nosotros.

El homenajeado bajó del escenario pleno de emoción; la gente no lo quería dejar ir y le pedía más rolas.

En la charla con La Jornada, dijo: “La verdad, no sé qué sentir con este homenaje. Es algo muy extraño. Sí puedo decir que se siente bien chido. Es algo inenarrable. Vienen los amigos, cantan mis rolas… qué más puedo pedir”.

Se sinceró: “La neta, tengo muy pocas canciones, más de 30, y tres discos. Planeo uno nuevo con inéditas, pero necesito un colchón (dinero). Ahora bien, temas para canciones hay muchos, pues el sistema está más destructivo que nunca; el universo de explotación está peor que nunca. Un tema que me interesa es la migración, porque millones de trabajadores mexicanos somos migrantes; el problema es mundial. Hay quienes se mueven sólo por comida”.

Agregó: “Para el sistema, el único trabajo que puede ofrecer es ser explotado. Este es el trabajo esclavo. Aquel que no es esclavizado no puede mover su ser. Otro tema es el dinero, el fetiche del dinero, que es dios y el espíritu santo. Las reformas de Enrique Peña Nieto son para que el gran capital se siga centralizando. Hace su negocio personal en nombre de la patria y la nación, pero lo único que le interesa es la ganancia. Todas las reformas son para que Estados Unidos, Inglaterra, etcétera, se agandallen todo el cotorreo.

Pienso que más allá de la privatización del petróleo, deberíamos pensar que nosotros mismos ya estamos privatizados desde hace muchos años. La rebelión debe ser más a fondo. Para los políticos todo es negocio; por ejemplo, lo que pasó en la Línea 12 del Metro, en lo que lo único claro es que hubo corrupción. Casi todos sabemos lo que sucede, pero casi nadie protesta; se tiene que cuidar el trabajo. Por otra parte, la información es nula y la educación es pésima.

En el homenaje también participaron Roberto González, Rafael Catana, Juan Pablo Villa, Fernando Medina Ictus, María Emilia Martínez, Nina Galindo, La Lengua, Ampersan, Mauricio Días El Hueso, Natalia Magliano y [email protected] Prófugas del Manikomio.