Opinión
Ver día anteriorLunes 10 de agosto de 2009Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio
 
Dinero

Nuestras guerras (perdidas)

Más despidos en Bancomext

Corrupción en Oaxaca

E

l presidente Obama se ha reunido seis veces con Stephen Harper, primer ministro de Canadá, y cinco con el licenciado Calderón, en privado o en grupo. Sin embargo, en este caso frecuencia no significa buen entendimiento ni creciente amistad. De hecho el mexicano cerró la posibilidad a una relación más allá del protocolo cuando se declaró partidario del senador McCain, contrincante republicano derrotado. McCain conoce mejor a México, dijo, cuando sus oponentes atacaban al aspirante mulato por su déficit de experiencia internacional. Una rudeza innecesaria, sin embargo, no impidió que meses después lo rescatara del naufragio financiero con un préstamo multimillonario en dólares. Ahora se vuelven a reunir en Guadalajara y el licenciado michoacano estará librando dos guerras… perdidas.

La guerra de las croquetas

El joven mariscal de campo del calderonismo, Gerardo Ruiz Mateos, también cobra, y mucho, como secretario de Economía; nos sorprendió el mes de marzo anterior con la noticia de que había declarado una guerra comercial a Estados Unidos. Subió el gravamen de importación a una lista de productos, entre ellos las croquetas, alimento de los canes en los hogares que pueden pagarlas, ya que la perrada populachera se gana el sustento al borde de los botes de basura. Uno de los obuses que disparo el joven estratega militar pegó en un callo de Santa Clos: los arbolitos que lleguen a México la próxima Navidad tendrán un sobreprecio. Sin embargo, su belicosidad no arredró al Senado ni a las compa-ñías de transporte de carga de Estados Unidos, y menos al poderoso sindicato de los Teamsters, que dieron origen al añejo conflicto, al prohibir que compañías mexicanas rueden sus camiones en las autopistas del otro lado. Recientemente acordaron olvidarse de la guerra de las croquetas y decidieron demandar por su cuenta una indemnización por 6 mil millones de dólares por violaciones a los derechos que les otorga el Tratado de Libre Comercio. El licenciado michoacano saldrá de su nueva reunión con Obama del mismo modo como entre: con una promesa renovada, pero con las manos vacías.

La guerra de las visas

Está en la agenda una conversación privada con el primer ministro de Canadá. Uno de los temas es el de las visas, que recientemente comenzó a exigir el gobierno de Ottawa a todo mexicano que visite su territorio. Venía enfrentando el problema de millares de paisanos que buscaban refugio político en su territorio, cuando en realidad sólo huyen del desempleo y el hambre. Como represalia, la generala Patricia Espinosa, que también cobra demasiado como secretaria de Relaciones Exteriores, declaró que comenzaría a exigir visa al personal diplomático canadiense (pero no a los turistas, para no encender los ánimos de los hoteleros de Cancún, Acapulco, Mazatlán y demás zonas devastadas por el mal manejo de la influenza). Los comentaristas canadienses socarronamene dijeron que la belicosa canciller estaba actuando contra las leyes de la competencia comercial: ¿por qué sólo exigir Visa, y no MasterCard y American Express? El licenciado Calderón saldrá de la reunión con las manos vacías, el país de la hoja de maple (conocida también como arce) no dará marcha atrás.

El nuevo embajador

¿Entonces es otra cumbre sin trascendencia la de Guadalajara? Difícil decirlo. Hará su debut el nuevo embajador de Estados Unidos en México, Carlos Pascual. Es un experto en lo que se ha dado por llamar Estados fallidos. Va a hacer mucho ruido, de ese que no se oye.

Despidos en Bancomext

El Sindicato Único y Democrático de los Trabajadores de Bancomext denuncia que continúan los despidos de personal. Ante el fracaso de la iniciativa presidencial para dar la puntilla al banco y fusionarlo con Nacional Financiera, frenada a finales de abril por el Senado de la República, las autoridades han resuelto proseguir el desmantelamiento de la institución por la vía de los hechos y anunciaron ya otro recorte de 18 por ciento en la plantilla de personal, dice. Algo extraño está sucediendo, porque, por otro lado, se cocina un préstamo de mil 400 millones de pesos para Mexicana de Aviación. Es un nuevo salvavidas para la multirescatada aerolínea.

[email protected] Populi

Asunto: ese mal inacabable

Es desesperante el nivel de corrupción en Oaxaca. Vivo cerca de la Villa de Etla, a 14 kilómetros de la capital; muchos de los trámites tenemos que hacerlos ahí. Hace unos meses fui a reponer mi licencia de manejar. Me obligaron a hacer un examen de sangre (cuando desde hace 20 años viene claramente indicado el tipo en mi licencia), pero me cobraron 100 pesos. Y hazle como quieras, el atraco descarado. La semana pasada fui víctima de un nuevo atraco al tramitar una constancia de no antecedentes penales al Ministerio Público de Etla. El licenciado que despacha en un verdadero cuchitril me dijo que eran 150 pesos, mismos que metió en su cartera sin ninguna vergüenza y sin darme ningún recibo. Dime una cosa: ¿es posible poner una denuncia por Internet ante alguna dependencia?

Virginia Alejandre/Oaxaca

R: Querida Virginia: no se ha encontrado remedio alguno a lo largo de la historia de México… ¡y ya vienen los priístas de vuelta! ¿Te imaginas al góber oaxaqueño, Ulises Ruiz, ocupando una secretaría de Estado del próximo gabinete?

Asunto: un donador en Querétaro

Un querido amigo enfermo de cáncer que atraviesa el duro proceso de quimioterapia ha requerido transfusiones de sangre y no ha podido encontrar donadores. El problema es que vive en Querétaro y el hospital general donde se atiende exige que el donador resida allá. ¿Alguno de ustedes conoce a alguien que viva en aquellos lares y esté en condiciones de donar sangre? Comunicarse con Bolívar Hernández a los teléfonos: 312 1638 (casa) y 212 0135 (universidad). Yo sigo creyendo que no transitamos por este mundo tan solos...

Clara Huacuja

[email protected]