Usted está aquí: viernes 21 de marzo de 2008 Opinión Dinero

Dinero

Enrique Galván Ochoa
[email protected] • Regístrate en el foro: http://dinero.tv/mexico/index.php

■ Otro negociazo en ciernes

■ Licencias para telecomunicaciones

■ Mirones en la Cámara de Diputados

Toda la atención de los meses recientes ha estado enfocada en el tema del petróleo, las profundas enaguas que el gobierno calderonista quiere levantarle a la principal riqueza del país para compartirla con empresarios privados, nacionales y extranjeros, no gratuitamente –es de suponer–; de ese negocio surgiría la hornada de multimillonarios del actual sexenio. Pero hay otro en etapa de cocimiento que también debe llamar nuestro interés. Se trata de la venta de frecuencias para servicios de telecomunicaciones. A finales de febrero el secretario de Comunicaciones y Transportes, Luis Téllez, dijo que la primera subasta tendrá lugar a fines de la primavera. Hubo de retrasarse por la necesidad de asignarle una frecuencia al tren suburbano –otro supernegocio en marcha. Y antes de Navidad habrán sido subastadas las cuatro bandas disponibles. Optimistamente, Téllez prevé que nuevos jugadores entrarán a la industria de las telecomunicaciones, pero eso está por verse, ya que los grandes cracks –Telmex, Televisa, Tv Azteca– querrán quedarse con la parte del león. Hay alguien más con las manos metidas: el presidente de la Cofetel, Héctor Osuna, turbia herencia de Marta Sahagún y La Zebra.

Muchos millones

Ustedes se preguntarán cuál es la cuantía que podría alcanzar la venta de las frecuencias. ¿Cuánto deben pagar las empresas de televisión, radio, telefonía, Internet, etcétera, por comercializar el espacio propiedad de la nación? Son billetes de alta denominación. Justamente en Estados Unidos se pusieron a la venta algunas que van a quedar desocupadas con motivo de la digitalización de la televisión. Pueden ser ocupadas por empresas de telefonía celular y radio. La licitación le dejó al gobierno de Washington 19 mil 600 millones de dólares. La gran ganadora es la empresa de telefonía celular Versión Wireless, se quedó con seis licencias que le permitirán ofrecer a su clientela servicios de comunicación de banda ancha de “nueva generación”. Es decir, telefonía, televisión, datos e Internet. Hay que cuidarles las manos a Luis Téllez y Héctor Osuna para que la licitación del espectro radioeléctrico mexicano se desarrolle si no completamente apegada a la ley –lo cual sería un sueño– al menos lo más cercano posible, porque los grandes consorcios tienen las uñas afiladas esperando la publicación de las licitaciones.

[email protected] Populi

Asunto: voyeristas

Quiero por este medio hacer un llamado a las autoridades de la Cámara de Diputados. En el área de gestión del Centro de Documentación, Información y Análisis, el coordinador José Gaspar Castillo Miranda y su asistente, Omar Prado, toman fotos con su celular a las compañeras de trabajo, enfocando sus glúteos y piernas. Luego suben las fotos a sus computadoras. Seguramente estos dos individuos no tienen madre, ni hermanas, ni esposa, porque no saben respetar a la mujer. Ojalá su jefe Francisco Luna atienda nuestra reclamación.

Grupo de trabajadoras de la Cámara de Diputados

R: Mmm. Estos “analistas” están documentando zonas que no tienen que ver con las tareas legislativas. Vamos a ver qué opina su jefe.

Asunto: CompUSA

Como sabes, CompUSA, que era propiedad de los Slim, cerró sus tiendas. Fui a reclamar la garantía de un equipo de cómputo que les devolví y me encontré con la novedad de que no podían entregármelo en la tienda de Tucson, Arizona, ni de cualquier otro lugar, porque la empresa en liquidación concentró en no sé cuál ciudad estadunidense todos los aparatos que estaban en sus áreas de servicios técnicos. Fue lo más que acertaron a decirme las personas que apuradamente remataban las escasas mercancías restantes en la tienda de la calle Stone. En resumen: la empresa liquidadora no pudo reponer el equipo ni tampoco entregarme el que les dejé descompuesto. Quise compartir esta penosa experiencia con ustedes para que conozcan la deslealtad de CompUSA con su clientela de Estados Unidos.

Jesús Noriega/Hermosillo

R: Mi estimado Jesús: no es lo mismo hacerse el hombre más rico del mundo gracias a los negocios con Chorejas que triunfar en un mercado tan competido como Estados Unidos. En Tucson tienes una oficina que atiende las quejas de los consumidores –Consumer Affaires– con aceptable rapidez y eficiencia.

Asunto: masoquistas

Casi me muero de risa, en lugar de indignarme por la a actitud sin lugar a dudas cínica de Graco Ramírez. Llora que hubo fraude en contra de su gallo Jesús Ortega. Sin embargo, el domingo de la votación en el PRD pude observar que, sobre todo personas de la tercera edad, llevaban un papelito en el cual les habían anotado el número de la planilla por la que debían votar. Eran las huestes de Graco. Minutos más tarde un anciano también pasó al lado nuestro y en voz alta, para que todos oyeran, dijo: “no voten por la planilla fulana porque están metidas las gentes del bandido de Graco”. Cree que somos tontos para no darnos cuenta de que lo único que le interesa es el dinero. Sinceramente espero que a pesar de los esfuerzos de las corrientes por destruir al PRD, éste siga existiendo.

María González/Distrito Federal

R: Me pregunto si el perredismo no está urgido de los servicios de un buen siquiatra. En 2006 recurrió al tribunal federal electoral sólo para que confirmara su derrota frente a Calderón. Todo indica que el expediente de sus elecciones internas otra vez terminará en el tribunal. ¿No es un caso de masoquismo llevado al extremo de la autoflagelación?

 
Compartir la nota:

Puede compartir la nota con otros lectores usando los servicios de del.icio.us, Fresqui y menéame, o puede conocer si existe algún blog que esté haciendo referencia a la misma a través de Technorati.