Usted está aquí: lunes 18 de febrero de 2008 Opinión Dinero

Dinero

Enrique Galván Ochoa
[email protected] • Regístrate en el foro: http://dinero.tv/mexico/index.php

Hillary y Obama, por la revisión del TLC

Fobaproa a la inglesa

Cesada en Arabia por denunciar corrupción

Moronas

Las organizaciones campesinas y sociales que exigen la reapertura del Tratado de Libre Comercio para revisar el capítulo agropecuario inesperadamente encontraron dos simpatizantes al otro lado de la frontera: los precandidatos presidenciales del Partido Demócrata, Hillary Clinton y –destacadamente– Barack Obama. El aspirante de raza negra se ha comprometido con el poderoso sindicato SEIU –Service Employees International Union– a rexaminar el acuerdo comercial si llega a la Casa Blanca. Los trabajadores estadunidenses se quejan de la pérdida de empleos, sobre todo en el sector manufacturero; se los quitan las maquiladoras. Mientras tanto, en México er niño de Bucareli, Juan Camilo, encargó al ministro para Asuntos del Lejano Oriente, Javier Lozano, las negociaciones con los grupos anti TLC. El también secretario de Trabajo –creador del arte de negociar “copela o cuello”– remplaza en esta tarea al de Agricultura, el Palmolive Alberto Cárdenas –ya se supo que su especialidad no son los jitomates, sino los jabones–, con quien rompieron el diálogo, aunque seguirá en la mesa sin hacer espuma. Falta conocer todavía si la propuesta de er niño Juan Camilo es aceptada. Sería una ironía que después de tanto defender la virginidad del tratado, el gobierno mexicano tuviera que llegar a sentarse con Obama o Hillary a revisarlo.

Fobaproa a la inglesa

Alistair Darling, secretario de Hacienda de Gran Bretaña (chancellor of the Exchequer), anunció que nacionalizará el banco Northern Rock Plc, porque las ofertas que han hecho inversionistas privados no aseguran la recuperación del dinero de los contribuyentes que se ha invertido para mantenerlo a flote. El gobierno británico ha extendido apoyos por 105 mil millones de dólares en préstamos y garantías, pero en ningún momento ha recurrido al fraude de los políticos mexicanos: comprar la cartera vencida, revenderla por una centésima parte de su valor a coyotes de “cuello blanco”, quienes luego la revendieron a su precio real, embolsándose una millonada.

[email protected] Populi

Asunto: despedida en Arabia Saudita

Estoy siendo víctima de abuso de poder, humillaciones, presiones e intimidación. Yo presenté una denuncia contra un funcionario público que labora en la embajada de México en Arabia Saudita, donde trabajaba de secretaria y encargada de la administración. A raíz de esta denuncia, se me ha despedido de mi empleo. Además de las presiones de que estoy siendo objeto, se niegan a liquidarme recurriendo a toda clase de trampas. No entiendo qué pasa con las autoridades. Por un lado nos instan a denunciar los actos de corrupción, nos envían folletos, nos exhortan a la “transparencia”, y cuando alguien se atreve a iniciar una denuncia aportando pruebas, las mismas autoridades guardan silencio cómplice y apoyan al que cometió los actos ilícitos y, además, se ensañan con el denunciante.

Ana B. Guarneros/Riad, Arabia Saudita

R: Tengo entendido que José Arturo Trejo Nava es embajador de México en Arabia Saudita, Bahrein, Kuwait, Yemen y el sultanato de Omán. Quizá está muy ocupado –o anda ahogándose en medio de tanto petróleo– y no ha tenido tiempo de ocuparse de su asunto. Voy a remitir su reclamación a la canciller Patricia Espinosa; tal vez ella está en mejor disposición de atender los casos de corrupción que denuncian nuestros representantes en el exterior.

Asunto: el ajuste en Telmex

La verdad de los despidos en Telmex es el famoso triple play (telefonía, Internet y televisión). La empresa está presionando al gobierno para que le otorgue la licencia de televisión sin pagar por ella. Por otro lado, desde la llegada de Héctor Slim –el sobrino de don Carlos– a la dirección general de Teléfonos de México han ocurrido muchos cambios, ya que se comprometió a aumentar las ganancias. Comenzó por reducir el bono de los trabajadores so pretexto de la caída de la bolsa de valores… sólo que todavía no caía. Con motivo de la reciente convención anual de gerentes en Acapulco, en la cena del hotel Hyatt, el sobrino hizo servir charolas repletas de moronas. Su mensaje fue: “Si no quieren las moronas deben trabajar más...” Por favor no menciones mi nombre, ya que pudiera perjudicar a mi esposa, quien es la que trabaja ahí.

Buzón reservado

R: Este mecanismo de estimulación del rendimiento no es nuevo, se emplea todos los días en los galgódromos. Colocan un señuelo (en el caso que nos ocupa serían las moronas) enfrente de los perros y los lanzan a que alcancen la meta. No sé qué tan buenos resultados se obtengan en el management de personal. Por lo pronto, cinco mil trabajadores ni moronas comerán, porque serán reajustados.

Asunto: madame Sah Gun

Hace pocos días acudí al hospital de Traumatología y Ortopedia del Instituto Mexicano del Seguro Social, llamado Magdalena de las Salinas, y lo que descubrí debe conocerse, pues no es posible guardar silencio so pena de indignarme contra mi indiferencia: resulta que en los amplios pasillos y salas de espera de la unidad había cientos de pacientes (hombres, mujeres, niños y ancianos, con muletas, bastón, etcétera) que, impacientes, esperaban varias horas para ser recibidos. Sólo que la mayoría lo hacíamos recargados en la pared, parados o sentados, algunos acostados sobre el piso, pues ¡casi no hay bancas! La pregunta es: ¿por qué “la novena economía del mundo” trata tan mal a su pueblo? ¿Qué pasa con las ganancias del petróleo?

Emilio Díaz Cervantes/Distrito Federal

R: ¿El dinero del petróleo? Nadie quiere revelarnos su destino. Quizá debemos acudir a los servicios de la afamada adivina de San Cristóbal, madame Sah Gun.

 
Compartir la nota:

Puede compartir la nota con otros lectores usando los servicios de del.icio.us, Fresqui y menéame, o puede conocer si existe algún blog que esté haciendo referencia a la misma a través de Technorati.