Usted está aquí: domingo 30 de septiembre de 2007 Opinión Domingo

Domingo

Enrique Galván Ochoa
[email protected] • Regístrese en el foro: http://dinero.tv/mexico/index.php

Mala onda: subirá la cerveza

Ten cuidado con el corazón

El Festival de San Sebastián

Pagamos más que los gringos

Ampliar la imagen La actriz española Blanca Portillo se llevó a casa la Concha de Plata del Festival de San Sebastián, por su actuación en el filme Siete mesas de billar francés La actriz española Blanca Portillo se llevó a casa la Concha de Plata del Festival de San Sebastián, por su actuación en el filme Siete mesas de billar francés

Cuando menos siete millones de amantes de la cerveza desfilan estos días por la Oktoberfest de Munich. ¿Se te había traspapelado la fecha? Todavía tienes hasta el domingo próximo, cuando será la clausura. Hay que llevar la tarjeta de crédito bien dispuesta porque la Maas, como se conoce a la jarra de la espumosa ambarina, cuesta de 7.80 euros para arriba, y necesitas 16 pesos para comprar un euro (incluida la comisión del banco). El aumento del precio internacional de la cebada y la malta hizo carambola con el de la cerveza. Posiblemente antes de Navidad, tanto la Modelo como la Cuauhtémoc nos salgan con la mala onda de que los consumidores mexicanos tendremos que pagar más por las rubias y las negras.

Cuidado con el corazón

Hay que poner atención al hit de Alejandra Guzmán y J.R. Flores:

“Ten cuidado con el corazón, con las alas y con todo lo demás; un descuido y te pueden desplumar, alerta...”

No hay estadística confiable acerca del número de muertes que causan las enfermedades de las alas y todo lo demás, en cambio sí la hay sobre los padecimientos del corazón: cobran 17 millones de víctimas cada año. Hoy se celebra el Día Mundial del Corazón, una cruzada internacional que tiene como fin hacer conciencia y reducir el número de enfermos, bajo el lema “Unidos por un corazón sano”. Los promotores engloban sus recomendaciones en cuatro puntos: 1. Dieta con base en frutas y verduras; huir de los tres asesinos blancos: sal, azúcar, almidón. 2. Ejercicio (caminar al menos media hora al día (si vives en el Distrito Federal quién sabe qué sea peor: arriesgarte a morir del corazón o en un asalto). 3. Dejar de fumar. 4. Mantener apagada la tele lo más posible, porque tantas horas de inactividad te hacen ganar kilos en la cintura. De paso te ahorras el bombardeo de comerciales que alcanza ya un punto de abuso inadmisible.

Celulares

¿Quién dijo que los teléfonos celulares no tienen reversa? Verizon Wireless –el proveedor número dos de Estados Unidos– acaba de anunciar que siempre sí permitirá que los grupos defensores del derecho al aborto transmitan mensajes de texto. “La decisión de no permitirlos, tratándose de un tema tan sensitivo, de interés público, no fue correcta”, dijo la compañía.

Pobres pero dadivosos

Ahora fue Lorenzo el huracán que azotó México, pero por fortuna ya descendió su intensidad. La temporada de ciclones, sin embargo, terminará hasta finales de noviembre, según William Gray, profesor de ciencias atmosféricas de la Universidad de Colorado. ¿Qué sucedería si alguno de los que se anuncian llegara a provocar una interrupción prolongada –tres días o más– de la exportación de petróleo del Golfo? Además de los estragos en las finanzas de Pemex y, por consecuencia, del gobierno mexicano, provocaría un desastre mundial. Los expertos opinan que el precio se dispararía a los 100 dólares por barril, su mayor registro de la historia. Esta semana ya superó los 81. La economía mundial ha resistido trepar la escalinata de precios con alguna indigestión, pero ¿cómo reaccionaría ante el barril de 100 dólares? No tan mal... siempre y cuando México y los demás productores continúen regresando los petrodólares que recibe a Estados Unidos y Europa. El Banco de México tiene invertidas sus reservas –alrededor de 70 mil millones de billetes verdes– en bonos del Tesoro. Es una paradoja: el pobre sirve de silla de ruedas al rico. Una reflexión final: si una interrupción en la producción de Pemex pararía de cabeza al mundo, ¿será por eso que los gringos no quitan el dedo del renglón de quedarse con la compañía y parece que ya convencieron a Calderón y a varios líderes del Congreso?

Concha de oro

Los padres del cineasta Wayne Wang, estadunidense con raíces en Hong Kong, le pusieron tal nombre en homenaje al finado John Wayne, el héroe de las películas de vaqueros. Su película Mil años de oración ganó la Concha de Oro, máximo galardón del 55 Festival Internacional de Cine de San Sebastián, que terminó ayer. Por otro lado, el jurado premió a la actriz española Blanca Portillo con la Concha de Plata. Protagoniza junto a Maribel Verdú la película Siete mesas de billar francés, de Gracia Querejeta, que también ha obtenido el premio al mejor guión.

Marcha por la seguridad

La participación de organismos como Coparmex pone un toque de sospechosismo a la marcha programada para hoy a las 11 horas, en favor de la seguridad pública. Sin embargo, serán más las organizaciones sociales y personas en lo individual que desfilarán animadas exclusivamente por su buena fe. El punto de reunión es la esquina de Paseo de la Reforma y avenida de los Insurgentes. Ojalá los organizadores no usen el movimiento para conseguir chamba, como ocurrió con la marcha de junio de 2004.

[email protected] Populi

Asunto: los dos señores Carstens

Han hecho tanto alarde con que los precios de México se deben ajustar a los mercados internacionales que me di a la tarea de buscar en internet cuánto debería de ser el ajuste. Encontré lo siguiente: en la página web que se titula “Costo comparativo de energía residencial” se muestra que el galón de gas Lp fuera de México cuesta 1.80 dólares, igual a 5.21 pesos por litro, y yo, aquí en el país, pagué más el 6 de agosto: 5.63 pesos por litro. La misma página muestra que el kilovatio de electricidad en el exterior vale 0.065 dólares, igual a 0.715 pesos, y ayer pagué a la Comisión Federal de Electricidad 1.933 pesos, y eso que me “subsidiaron” mi consumo por 1.058 pesos, de otro modo hubiera pagado 2.99 pesos por kilovatio, que equivale a cuatro veces más que lo que cuesta en Estados Unidos. Después busqué información de la gasolina y encontré que el precio promedio en Estados Unidos es de 2.82 dólares por galón, que equivale a 8.16 pesos por litro, que es menos de los 8.25 pesos por litro que pagué por la Premium en Los Cabos. Entonces, ¿qué esperamos? Bajen los precios de gas, electricidad y gasolina, como lo prometió Calderón en campaña.

Alejandro Carstens/La Paz, BCS

R: Mi estimado Alejandro: el Carstens que necesitamos en Hacienda eres tú. ¿Por qué Calderón no baja los precios? Ya lo dijo el filósofo de Zacualpan de Amilpas: “prometer no empobrece, cumplir es lo que aniquila”. Acaba de hacer otro compromiso: no habrá crisis económica. Posiblemente llegó el momento de que comencemos a ahorrar dólares o euros.

 
Compartir la nota:

Puede compartir la nota con otros lectores usando los servicios de del.icio.us, Fresqui y menéame, o puede conocer si existe algún blog que esté haciendo referencia a la misma a través de Technorati.