Política
Ver día anteriorMiércoles 30 de mayo de 2018Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

Además de robos, padecen extorsiones

Agricultores, agobiados por la criminalidad
Carolina Gómez Mena
 
Periódico La Jornada
Miércoles 30 de mayo de 2018, p. 4

Diversas organizaciones afirmaron que la inseguridad en el campo incluye el robo de ganado, siembra, cosecha e insumos, así como el pago de cuotas, además de que varios grandes productores han sido secuestrados.

Víctor Suárez, director ejecutivo de la Asociación Nacional de Empresas Comercializadoras de Productores del Campo, dijo en entrevista que inseguridad y violencia son el principal obstáculo para las actividades productivas en el campo mexicano.

Explicó que a raíz del abandono gubernamental, que comenzó en los años 80, el vacío que dejó el Estado fue ocupado por el crimen organizado y grupos delincuenciales hoy cobran cuotas por múltiples actividades.

Sus acciones no se limitan a la siembra y tráfico de drogas, se han montado en todas las actividades económicas en el campo; cobran por dar permisos de siembra, por cosechas, por toneladas producidas y entregadas en almacenes, silos o empacadoras. Les cobran a las maquiladoras que llegan a trillar en épocas de cosecha, e incluso a las tiendas de abarrotes, carnicerías y tortillerías.

Explicó que los costos extras que generan las extorsiones repercuten en el precio de los productos, en toda la cadena de distribución e impacta en el precio al consumidor final.

En tanto, Juan Pablo Rojas Pérez, presidente de la Confederación Nacional de Productores Agrícolas de Maíz de México, dijo que además de la actividad del crimen organizado la delincuencia común también afecta, aunque en menor escala. En cuanto a delitos, destacó el abigeato de ganado mayor y menor.

Acerca de los medianos y grandes productores con inversiones mayores, comentó que son víctimas del cobro de cuotas. Cuando cosechas, te cobran por camión, por tracto-camión, o puede ser un porcentaje de lo que vendes. Además de que también se da el robo de tractores y de todo tipo de insumos, como fertilizantes.

Ambos dirigentes consideraron que los gobiernos locales y federal no hacen lo necesario para frenar a la delincuencia.

Rojas Pérez precisó que la delincuencia en el campo no se acabará de la noche a la mañana, pero en muchas autoridades estatales hay colusión con el crimen.